Calviño no se compromete a que el déficit baje al 2,2 %, sí a que no rebase el 3 %

La ministra recuerda que la «prioridad» es el Presupuesto del 2019


Bruselas / Colpisa

La historia se repite. Que el déficit es el talón de Aquiles de España lo recuerda el hecho de que la cuarta potencia del euro es el único país de toda la UE (de los Veintiocho) que está sometido a un procedimiento por déficit excesivo por parte de la Comisión. Tras una década de incumplimientos, el desfase entre ingresos y gastos en España se situará este año por debajo del 3 % del PIB (el límite que separa el bien del mal) y, con ello, Bruselas podrá cantar victoria a un año de las elecciones europeas. El problema es que no se trata de bajar del 3 %, sino alcanzar el 2,2 % pactado por el anterior Gobierno con la UE. Pero, ¿está dispuesto el Ejecutivo de Pedro Sánchez a cumplir con sus compromisos comunitarios? Sí y no. Con bajar del simbólico 3 %, seguro. Pero lo del 2,2 % está por ver.

La pregunta a la nueva ministra de Economía, Nadia Calviño, fue muy clara. ¿Se ha comprometido a cumplir con el 2,2 % ante sus socios europeos? «En todas mis reuniones no hemos hablado de cifras concretas. Ni siquiera se ha aprobado formalmente el Presupuesto para el 2018. Sería absolutamente prematuro pronunciarse sobre si el déficit va a ser este o aquel. Primero tenemos que analizar la situación», recalcó Calviño al término de la reunión de ministros de Finanzas de la UE en Luxemburgo.

Y es que, como recordó la ministra, la «prioridad» es el Presupuesto del 2019, el primero que elaborará este Gobierno y en el que se espera que el gasto aumente de forma apreciable. A favor reman la laxitud mostrada por el comisario de Economía, Pierre Moscovici, y la cercanía de las elecciones europeas, ya que en Bruselas no quieren líos antes de mayo del próximo año.

Conoce toda nuestra oferta de newsletters

Hemos creado para ti una selección de contenidos para que los recibas cómodamente en tu correo electrónico. Descubre nuestro nuevo servicio.

Votación
0 votos
Comentarios

Calviño no se compromete a que el déficit baje al 2,2 %, sí a que no rebase el 3 %