El ourensano Pérez Canal busca por tercera vez apoyos para ser el presidente de los empresarios

La líderes provinciales de la CEG tratan de llegar a un consenso para la votación del 10 de mayo

.

santiago / la voz

El máximo responsable de la Confederación de Empresarios de Ourense (CEO), José Manuel Pérez Canal, ha iniciado la búsqueda de apoyos para ser elegido nuevo presidente de la patronal gallega en la asamblea general extraordinaria que se celebrará en Santiago el próximo 10 de mayo, un proceso electoral precipitado por la marcha del coruñés Antón Arias, al presentar su dimisión el pasado 25 de enero. No es la primera vez que Pérez Canal intenta llegar a la presidencia de la Confederación de Empresarios de Galicia (CEG). Lo hizo tras la marcha de José Manuel Fernández Alvariño, pero perdió las elecciones frente a Antonio Dieter Moure, a mediados de enero del 2016. Fue una derrota por apenas un puñado de votos. El apoyo de A Coruña a la candidatura de su rival propició entonces la derrota de Pérez Canal. Justo un año después hizo intentos para ser el candidato de consenso, pero no llegó a oficializarse. Las elecciones las ganó Antón Arias.

En este escenario, de fractura interna y de inestabilidad permanente, la patronal gallega se ha convertido en una máquina de devorar presidentes. En menos de un lustro, lleva ya cuatro. Y serán cinco con el que elijan el próximo 10 de mayo, una asamblea que se celebrará en Santiago en un jueves que es festivo local, pero, por ahora, se mantiene la fecha.

Pérez Canal tampoco lo tendrá fácil esta vez. Básicamente porque no es un perfil de consenso. Y además, ostenta el cargo de presidente de una confederación provincial. A Coruña y Lugo, dirigidas por Antonio Fontenla y Jaime López, están tratado de llegar a definir un candidato con el apoyo de Pontevedra y Ourense, pero las posturas, al menos por ahora, se encuentran muy alejadas. Sigue existiendo una clara falta de sintonía de A Coruña y Lugo con Pontevedra, gobernada por Jorge Cebreiros. Aunque no es la hipótesis más probable, existe la alternativa de consensuar una presidencia rotatoria de los vicepresidentes provinciales, algo que requeriría la reforma de los estatutos y que, de hecho, ya se acordó en su momento pese al rechazo del dimitido Antón Arias.

La CEG está ahora gobernada por una junta de vicepresidentes. Y tiene ante sí el gigantesco reto de recuperar la credibilidad perdida desde el año 2013 y de volver a ejercer el papel de representar a los empresarios.

Conoce toda nuestra oferta de newsletters

Hemos creado para ti una selección de contenidos para que los recibas cómodamente en tu correo electrónico. Descubre nuestro nuevo servicio.

Votación
2 votos
Comentarios

El ourensano Pérez Canal busca por tercera vez apoyos para ser el presidente de los empresarios