Montoro rechaza el déficit asimétrico que reclaman las comunidades del PSOE

Todas tendrán que ajustarse a un desfase tope del 0,6 %


madrid / colpisa

Todas las comunidades autónomas tendrán el mismo objetivo de déficit para el 2017: el 0,6 % del PIB. El ministro de Hacienda, Cristóbal Montoro, rechazó la petición de la mayoría de los consejeros regionales del PSOE y de Cataluña de diferenciar el desfase entre ingresos y gastos en función de las capacidades de cada autonomía. Una idea defendida también por la Autoridad Independiente de Responsabilidad Fiscal (AIReF), pero que no gusta nada en el Gobierno al considerar que puede provocar una relajación en el esfuerzo para reducir el déficit.

El último Consejo de Política Fiscal y Financiera del año sirvió ayer para volver a mostrar las discrepancias entre las comunidades del PP y el PSOE después de que en el anterior encuentro se alcanzase el acuerdo entre ambos sobre la senda de déficit hasta el 2019 de manera general. Sin embargo, el encuentro de ayer, que también estuvo presidido por la vicepresidenta, Soraya Sáenz de Santamaría, debía fijar el reparto individual. Y ahí fue donde surgió el choque. «Creemos que atenta contra la equidad que el ministro haga un reparto uniforme entre las comunidades», explicó el consejero de Hacienda de la Comunidad Valenciana, Vicent Soler.

El secretario de Economía de Cataluña, Pere Aragonés, (no acudió el consejero, Oriol Junqueras), solicitó un objetivo el próximo año del 1,2 % (el doble que el establecido). Algo que no ocurrirá. De hecho, los déficit asimétricos solo fueron realidad en el 2013. Un año en el que las dificultades económicas justificaron ese reparto, según el Gobierno. Sin embargo, desde entonces Hacienda y las regiones del PP se niegan en redondo a repetirlo. «Estamos satisfechos de que el esfuerzo que se nos pide sea a todos por igual», señaló la consejera de Hacienda de Castilla y León, Pilar del Olmo.

Galicia, entre las siete autonomías que crecieron más del 3 % en el 2015

Siete comunidades autónomas, entre ellas Galicia, cerraron el 2015 con un crecimiento económico por encima del 3 %. Las que más avanzaron: Murcia y Cataluña, que mostraron avances del PIB del 3,7 %, seguidas del País Vasco, la Comunidad Valenciana y Madrid (3,6 % en los tres casos), Galicia (3,2 %) y Navarra (3,2 %).

De estas siete comunidades, solo las cinco primeras crecieron por encima de la media nacional (3,2%), Galicia la igualó y Navarra se quedó una décima por debajo, según los datos publicados ayer por el INE.

Las otras diez comunidades mostraron crecimientos del PIB inferiores al promedio español del 3,2%. Los avances menos vigorosos fueron los de Canarias (2 %) y Extremadura (2,1 %), que además se quedaron por debajo de la media de la UE (2,2 %).

En el avance de datos de marzo el INE estimaba que once comunidades crecieron por encima del 3% (cuatro más que en la serie actualizada).

Si se analizan los valores de PIB nominal por habitante, Madrid fue la comunidad que presentó en el 2015 un mayor importe (31.691 euros), un 36,7 % superior a la media española (23.178 euros). Galicia está por debajo de del promedio nacional, con una riqueza por habitante de 20.483 euros.

Conoce toda nuestra oferta de newsletters

Hemos creado para ti una selección de contenidos para que los recibas cómodamente en tu correo electrónico. Descubre nuestro nuevo servicio.

Votación
0 votos
Comentarios

Montoro rechaza el déficit asimétrico que reclaman las comunidades del PSOE