Alcoa competirá para lograr 140 millones de euros que abaraten su gasto energético

El Gobierno mejora la oferta de la subasta que adjudicará la próxima semana 500 millones en ayudas entre las industrias


redacción / la voz

El Gobierno subastará la semana que viene 500 millones -que pagarán los consumidores en su factura de la luz- en incentivos para que las industrias abaraten en el 2017 sus elevados costes eléctricos. El dinero se adjudicará a cambio de que las empresas presten el servicio de interrumpibilidad, aquel del que echa mano Red Eléctrica de España (REE) cuando es necesario reducir el consumo energético. Las primeras en rebajar carga serán las beneficiarias de la subasta.

Alcoa optará en esa puja a hacerse con un mínimo de 140 millones en incentivos para las fábricas de San Cibrao (Cervo), A Coruña y Avilés, que son los mismos que logró para el 2015.

Y las posibilidades de que los consiga son mayores desde ayer, cuando REE concretó la oferta que va a salir a subasta. En total se sacarán 2.600 megavatios de potencia interrumpible (o sea, con incentivos), que estarán agrupados en diez bloques de 90 megavatios y en 340 de 5. A Alcoa le interesan los primeros y pujará para conseguir al menos la mitad, es decir, cinco (tres para San Cibrao, uno para A Coruña y otro para Avilés). En ese caso, el precio de partida por megavatio es de 310.000 euros, de ahí que finalmente opte por alcanzar los 140 millones.

La mejora en la oferta publicada por REE consiste en que este año habrá dos bloques más de 90 megavatios que en la anterior convocatoria. Y «cuantos más haya, más posibilidades habrá de que Alcoa consiga los que necesita para que las fábricas sigan abiertas», reflexiona José Luis Combarro, miembro del comité europeo de la compañía y trabajador de San Cibrao.

Fuentes de la multinacional reconocieron que la oferta «es mejor, pero hay que ir a la subasta». Añadieron que «la intensión es obtener el mejor valor posible para las tres fábricas y mejorar así su competitividad».

En la puja del año pasado, la compañía optó a seis bloques de 90 megavatios, pero finalmente consiguió tres, que adjudicó a la planta de San Cibrao -la más rentable de las tres-. Para A Coruña y Avilés logró una veintena de 5 megavatios para cada una.

José Manuel de la Uz, presidente del comité de Avilés, considera que lo mínimo a lo que debe aspirar Alcoa es a cinco de los bloques grandes a repartir entre las tres plantas y que «no dejen en la cuneta a Avilés y A Coruña».

Tanto los sindicatos como la empresa están en contra de estas pujas anuales y reclaman convocatorias a más años. El comité de A Coruña ha convocado para hoy una concentración ante la Delegación del Gobierno en demanda de otro sistema más previsible.

Conoce toda nuestra oferta de newsletters

Hemos creado para ti una selección de contenidos para que los recibas cómodamente en tu correo electrónico. Descubre nuestro nuevo servicio.

Votación
0 votos
Comentarios

Alcoa competirá para lograr 140 millones de euros que abaraten su gasto energético