Bruselas rectifica y elimina los límites al «roaming» gratis

El 1 de julio del 2017 los sobrecargos por itinerancia de datos serán historia


bruselas / corresponsal

El 1 de julio del 2017 los sobrecargos por itinerancia de datos serán historia. La UE se prepara para abrazar el roaming gratuito más allá del límite de 90 días anuales que la Comisión Europea había anunciado a principios de mes. El presidente de la institución, Jean Claude Juncker, ordenó entonces enmendar el error. «Fue una metedura de pata notable», admite una fuente diplomática. Ahora Bruselas pretende cumplir con su promesa y eliminar sin cortapisas las sobrecargas que aplican las operadoras móviles a sus clientes cuando se desplazan a otro país de la Unión.  

«El roaming es para viajeros», insistieron ayer los comisarios de Mercado y Economía Digitales, Andrus Ansip y Günther Oettinger. El matiz no es inocente. El Ejecutivo comunitario ha diseñado una ecuación que conjuga las demandas de los ciudadanos y las inquietudes de las grandes compañías de telefonía, que temen una guerra de precios salvaje. 

¿Y cómo se hará?

Para evitar «abusos», Bruselas dejará en manos de las empresas la vigilancia sobre los hábitos de sus clientes. Podrán comprobar que la tarjeta SIM de uso más frecuente se corresponde con el país de residencia y que el tráfico de roaming no es sensiblemente superior al doméstico. También podrán chequear la compra masiva y reventa de tarjetas de países como Letonia, donde las tarifas son hasta cinco veces más baratas que en Francia y siete más que en Irlanda.

Bruselas establece pautas para detectar «abusos», pero no delimita el umbral a partir del cual las empresas pueden imponer sobrecargas, lo reserva al criterio del operador. ¿Qué significa? Que si la compañía considera que el cliente se ha excedido de forma injustificada, podrán imponer cargas de cuatro céntimos por minuto para las llamadas, uno en los mensajes y 0,0085 euros por megabyte.

Si no hay acuerdo entre la compañía y el cliente, este podrá recurrir a las autoridades nacionales competentes para que medien y decidan si se le deben devolver los costes adicionales que le haya impuesto la operadora. Las operadoras también podrán suspender, con el permiso de las autoridades nacionales, la itinerancia «como en casa» si detectan un incremento de los precios en un mercado específico u otros efectos negativos para su clientela. Deberán demostrar que el fin del roaming pone en peligro su modelo de negocio. 

La Organización Europea de Consumidores (BEUC) pidió ayer que la nueva propuesta de Bruselas no se traduzca en un «control sistemático» por parte de las operadoras sobre el uso que hacen sus clientes de las comunicaciones en itinerancia.

Conoce toda nuestra oferta de newsletters

Hemos creado para ti una selección de contenidos para que los recibas cómodamente en tu correo electrónico. Descubre nuestro nuevo servicio.

Votación
0 votos
Comentarios

Bruselas rectifica y elimina los límites al «roaming» gratis