Multa histórica de 2.930 millones a cinco fabricantes de camiones

Al menos nueve de cada 10 vehículos pesados en circulación en la UE pertenecen al cartel

La comisaria europea de Competencia, Margrethe Vestager, en la rueda de prensa en la que se ha anunciado la multa de Bruselas
La comisaria europea de Competencia, Margrethe Vestager, en la rueda de prensa en la que se ha anunciado la multa de Bruselas

Corresponsal / Bruselas

«Multa récord para una infracción muy grave». Así anunciaba ayer la comisaria europea de Competencia, Margrethe Vestager, el castigo histórico que ha impuesto la Comisión Europea al cartel de fabricantes de camiones que controla la práctica totalidad de mercado. Cinco firmas (DAF, Volvo/Renault, Iveco, Daimler y MAN) tendrán tres meses para abonar una multa que alcanza los 2.930 millones de euros. La factura es la más abultada de las que se recuerdan, superando los 1.470 millones que tuvo que pagar el cartel de empresas fabricantes de tubos catódicos para televisores en el 2012. Pudo ser peor, pero las cinco reconocieron los hechos dando pie a un «procedimiento amistoso».

¿Por qué se ha condenado a estas compañías? Bruselas constata que todas ellas pactaron durante 14 años los precios de salida de fábrica para sus vehículos de peso medio (6-16 toneladas) y pesado (más de 16), condicionando a su vez los precios de mercado de la competencia. Además llegaron a un acuerdo para retrasar la introducción de tecnología necesaria para respetar la legislación ambiental europea. Un gesto que no gustó nada a Bruselas.

La investigación arrancó con el chivatazo de la forma MAN. La cúpula de la compañía decidió vender a los mismos socios con los que pactó el dominio de un mercado donde nueve de cada 10 camiones son fabricados por estas firmas. La confesión permitió a MAN esquivar una multa que habría ascendido a los 1.200 millones de euros. Según la  información que dio su Ejecutiva, el pacto se habría sellado en el año 1997 en Bruselas, en una cita informal que mantuvieron los líderes de las compañías. Hasta el 2011 se alargaron las reuniones aprovechando los eventos importantes del sector. Cuando MAN hizo saltar la liebre, a las otras cuatro no les quedó otra salida que reconocer los hechos y cooperar con la Comisión Europea. Todas menos una firma, Scania, que niega cualquier vínculo con el cartel de fabricantes de camiones y tendrá que ser investigada en paralelo.

Reparto según beneficios

Por el momento Bruselas ya cuenta con los 2.930 millones de euros para sus presupuestos. ¿Quién cargará con el peso de la sanción? Se repartirá según varios criterios, como el grado de colaboración en las investigaciones o los beneficios obtenidos de forma ilícita. En cabeza está la alemana Daimler (1.009 millones de euros), seguida de DAF (753 millones), Volvo (670 millones) e Iveco (500 millones). 

Conoce toda nuestra oferta de newsletters

Hemos creado para ti una selección de contenidos para que los recibas cómodamente en tu correo electrónico. Descubre nuestro nuevo servicio.

Votación
2 votos
Comentarios

Multa histórica de 2.930 millones a cinco fabricantes de camiones