La oferta de empleo crece más lenta en Galicia y con puestos de menor cualificación profesional

Cuatro de cada diez ocupados aún temen perder su trabajo

La oferta de empleo por sectores La oferta de empleo por sectores

redacción / la voz

El acelerón experimentado en el mercado laboral el año pasado, al calor de la recuperación económica, se resume en una cifra: la oferta de puestos de trabajo se incrementó un 15 %, un repunte que triplica el registrado en el 2014, según el informe elaborado por el portal Infoempleo y la agencia de ocupación Adecco.

Este análisis constata, sin embargo, que el arreón no tiene la misma intensidad en todo el país y que, frente a la pujanza de los principales polos de actividad, como Madrid y Cataluña, que ya acaparan el 45,4 % de la oferta de empleo en el país (un punto más que en el ejercicio anterior), comunidades como la gallega, pese a crecer, pierden peso relativo, incapaces de generar oportunidades laborales al mismo ritmo. Así, Galicia descendió el año pasado un escalón en el ránking nacional, al concentrar apenas un 4,35 % de las ofertas de trabajo, frente al 5,6 % (porcentaje más en línea con su peso en el PIB nacional) que promedió en el 2014. Con este traspiés se vio adelantada por Castilla y León, que no solo supo aguantar el ritmo sino que puso una marcha más y llegó al 6,2 %.

Pero las diferencias no se limitan solo a la velocidad a la que se restañan las heridas en el mercado laboral, sino también a la calidad del ungüento con la que sanan. Porque, aunque siete de cada diez nuevos empleos siguen creándose en el sector servicios, este reduce su peso total en la economía, y cede protagonismo a la industria, que rompe la tendencia negativa de los últimos años y crece más de dos puntos, hasta computar el 13,6 % de la oferta de empleo en España. Lo mismo ocurre con las tecnologías de la información, que pasan del 12,6 al 14,6 % del total.

En Galicia la tendencia es sensiblemente diferente. Aquí el comercio sigue siendo el sector que más trabajo genera (en España es el tercero, adelantado ya por la informática) y uno de los que más crece. Acapara el 17,7 % de las ofertas, cinco puntos más que el año anterior y más del doble que en España. Le siguen otras actividades terciarias, el transporte y la logística (que pasa del 2 al 7 %, espoleado por el comercio electrónico) y los seguros. Hay que descender al quinto puesto para encontrar un sector de alto valor añadido, el de las nuevas tecnologías, que genera apenas un 5 % del nuevo empleo en Galicia, la mitad que en España. 

En formación, triunfan los polos

En la comunidad, crece la demanda de personal poco cualificado (casi el 14 % de las ofertas solo pedían el graduado escolar o la ESO, frente al 8 % en España), mientras cae la de bachilleres y técnicos superiores de FP. Los universitarios tienen más fácil encontrar trabajo que hace un año, aunque no tanto como en otras regiones (a ellos se dirigen el 42,2 % de las ofertas, tres puntos menos que la media).

El estudio deja otros datos interesantes, como que, pese al paro galopante, la mitad de las empresas dicen tener «serias dificultades» para cubrir las vacantes, principalmente por la falta de experiencia o formación de los candidatos, pero también, en uno de cada tres casos, por no estar dispuestas a pagar lo que estos pedían.

Sobre el futuro, señales contradictorias. Algunas invitan a la esperanza, como que tres de cada diez compañías anuncian contrataciones para este año, pero otras pintan nubarrones sobre la recuperación: la mitad dudan de que se recuperen los niveles de empleo previos a la crisis antes del 2020 y cuatro de cada diez trabajadores aún temen perder su puesto.

Conoce toda nuestra oferta de newsletters

Hemos creado para ti una selección de contenidos para que los recibas cómodamente en tu correo electrónico. Descubre nuestro nuevo servicio.

Votación
1 votos
Comentarios

La oferta de empleo crece más lenta en Galicia y con puestos de menor cualificación profesional