La construcción coge aire en Galicia con más empleo y nuevas licencias

Rubén Santamarta Vicente
rubén santamarta REDACCIÓN / LA VOZ

ECONOMÍA

El sector de la construcción en Galicia

Repunta la obra de nueva vivienda, pese al elevado «stock» que aún se mantiene

20 sep 2015 . Actualizado a las 05:00 h.

El negocio que propició aquello que se dio en llamar el milagro español entre finales del siglo XX e inicios del XXI vuelve a florecer. No lo hace -ni lo hará ya nunca, coinciden los expertos- a los niveles de aquellos años de vino y rosas, pero las señales que emite el sector de la construcción comienzan a ser algo alentadoras, después de un lustro largo de destrucción de empleo, paralización de licencias y caída a plomo de la financiación a promotores. Todos estos indicadores están ahora en verde, tras años en rojo. También en Galicia, aunque esta comunidad nunca se ha distinguido por protagonizar un bum del ladrillo. Pero vuelven a aparecer las grúas en el paisaje urbano gallego.

Dos de los principales indicadores dan una idea de ese renacer. Hasta julio se encadenaban siete meses consecutivos de crecimiento en el empleo, de nuevas afiliaciones para la construcción de vivienda. Según datos del Ministerio de Empleo, hay unos 24.300 trabajadores dedicados directamente a esa actividad. Son la mitad que hace seis años, sí, pero en una progresión positiva y sostenida desde enero, algo que no se veía desde el 2007. Los repuntes son discretos, entre el 1 y el 3 % dependiendo del mes. Pero es que se venía de caídas de hasta el 20 % entre los años 2012 y 2013. Otra estadística, la de la encuesta de población activa, que abarca más ramas de la construcción -no solo levantar casas- también revela un empuje en el empleo, con 75.600 ocupados en este negocio a mediados del 2015, la cifra más alta desde el primer semestre del 2012.

Si se contrata más es porque hay más tarea. Y, aunque de forma discreta, sí se está notando. El 2014 acabó con el primer repunte en siete años en el número de licencias de construcción de obra nueva. Y en los cinco primeros meses de este ejercicio, esa tendencia parece asentarse. Se ha dado permisos para levantar 573 edificios -349 de ellos residenciales-, según el Ministerio de Fomento. Es el número más elevado en tres ejercicios, comparando siempre los cinco primeros meses de cada ejercicio.