Galicia se aleja de España en la salida de la crisis

El Foro Económico de Galicia lo atribuye al parón del sector exterior y la atonía de la demanda interna


Santiago

Galicia ha izado la bandera del equilibrio en sus cuentas públicas como garantía de un modelo futuro de crecimiento sólido. Pero el pasado año 2014 lo cerró a la cola de España. El Foro Económico de Galicia, una plataforma de transferencia de conocimiento desde la universidad y la empresa a los centros de decisión, difundió ayer su primer boletín del 2015, un documento que arroja algunas luces, como que la comunidad encadena cuatro trimestres consecutivos en tasas positivas, pero en el que existen muchas más sombras. Galicia crece, pero diverge de España. He aquí las claves.

Sector exterior

Un motor desacelerado. La comunidad ha registrado cinco trimestres consecutivos con aportaciones negativas de la demanda externa al crecimiento del PIB. Más allá de lo que ocurra con los dos grandes gigantes exportadores, como Inditex o Citröen, hay un dato preocupante. Por vez primera desde el 2009 se ha reducido el número de empresas exportadoras. Este se situó en 6.235 en el 2014, un 2,3 % menos respecto al año anterior. El coordinador del boletín, el economista Fernando González Laxe, apuntó a dos factores que limitan la competitividad exportadora de la empresa gallega: su reducido tamaño y la escasa innovación.

Industria

Retroceso en la actividad. Desde el punto de vista de la oferta, la divergencia de la economía gallega respecto a la española tiene mucho que ver con lo ocurrido en el sector industrial. A diferencia del 2013, durante el pasado ejercicio este sector tuvo un comportamiento negativo, con un descenso en su producción del 2,5 %, frente a un crecimiento medio en el conjunto de España del 1,5 %.

Mercado laboral

Hace falta crecer más. El tímido avance del PIB gallego, sostenido por el consumo de los hogares que tiran de sus ahorros, tiene una traslación en términos de empleo. Galicia es la comunidad del norte peninsular con la tasa de paro más alta. Y la realidad demuestra las enormes dificultades que tiene para generar empleo con este ritmo de crecimiento. Por vez primera desde el inicio de la crisis ya hay más parados de larga duración que de corta (en desempleo menos de un año).

Otro modelo

Más estímulos. Con el riesgo de evitar que Galicia pase a formar parte del grupo de regiones europeas con menor crecimiento, el Foro plantea un giro en la política económica, que permita a las empresas ganar tamaño, fortalecer la industria y estimular la inversión. No obstante, los profesores Santiago Lago y González Laxe, autores del documento, sostienen que la Xunta ya ha asumido ese giro necesario para impulsar políticas a largo plazo. El Foro recuerda que las ventajas de ser una autonomía cumplidora en términos de equilibrio contable están desapareciendo, mientras los costes siguen ahí, por lo que se hace necesario un cambio que estimule la demanda interna. Mientras las empresas grandes no necesitan ayuda, las pequeñas y medianas sí precisan de políticas públicas de acompañamiento que permitan a Galicia reorientar el modelo productivo, tal y como señala el profesor González Laxe.

Feijoo ve «sana» la economía

Frente a las tesis del Foro Económico de Galicia, el presidente de la Xunta sostuvo ayer que la economía gallega está «sana» y «menos endebedada» que la del resto de las comunidades. No obstante, Alberto Núñez Feijoo admitió en rueda de prensa que el naval, la automoción y la producción de energía están funcionando como «lastres» que impiden que el producto interior bruto de la autonomía crezca a la par del español.En cuanto remonten, Galicia volverá a converger, afirmó.

Conoce toda nuestra oferta de newsletters

Hemos creado para ti una selección de contenidos para que los recibas cómodamente en tu correo electrónico. Descubre nuestro nuevo servicio.

Votación
35 votos
Comentarios

Galicia se aleja de España en la salida de la crisis