Banesco cita a toda la plantilla el día 21 para lanzar el nuevo gran banco gallego

NCG acabará su transición este mes cambiando marca, consejo y estrategia


redacción / la voz

Se acabó la larga transición en NCG Banco. Junio es el mes, sí o sí, en el que se producirá, de forma efectiva, el traspaso de la propiedad del mayor banco de Galicia. El grupo venezolano Banesco tomará las riendas de la entidad oficialmente -aunque ya está dentro de forma oficiosa- en las últimas semanas de este mes, coincidiendo con la llegada del verano. De la misma forma que con la entrada de otra estación, la del invierno pasado, el Estado (a través del FROB) le adjudicó el banco por 1.003 millones de euros en una peleada subasta. Hace casi un mes depositó los 400 millones del primer pago (tiene hasta el 2018 para abonar el resto).

Hay ya dos citas marcadas en rojo en el calendario: los días 21 y 23. Para la primera fecha, sábado por la mañana, están convocados todos los trabajadores en A Coruña, en el Coliseum. Es una convención a la que les ha citado la cúpula de Banesco para adelantarles la estrategia que quiere Juan Carlos Escotet y todo su equipo. Se ha pedido discreción a los asistentes porque también se espera que ahí se den a conocer detalles como la nueva marca.

La segunda cita relevante llegará casi de inmediato, el lunes 23, también en A Coruña (donde está la sede social de NCG). Está convocada la junta de accionistas a instancias del FROB, que aún es el principal propietario, hasta que traspase a Banesco su participación y la del Fondo de Garantía (suman el 88,33 % del capital). Ese día se prevé que se desvele la composición del nuevo consejo de administración, en el que entrará ya el equipo de Banesco y Banco Etcheverría (su entidad en España), relevando a los tres administradores provisionales nombrados por el Estado. Será la despedida, principalmente, de José Antonio Portugal Alonso, el alto funcionario del FROB que desde septiembre del 2011 ha estado en NCG. Un veterano llegado de Valladolid que conoce el banco al dedillo.

En estas últimas semanas de transición, se ha silenciado el ruido de las preferentes que durante dos años martilleó -sin faltarles razón- los oídos de la dirección. Se han disuelto casi todas las plataformas tras recuperar, por varias vías, casi todo el dinero. Amortiguado ya ese problema, quedan aún retos mayúsculos para este mes.

La marca

Adiós Novagalicia. La nueva enseña, la que relevará a la actual Novagalicia -nacida en octubre del 2011- está decidida desde hace semanas. Pero solo la conocen un puñado de altos directivos. Banesto ha registrado marcas como Contigo o Bangalicia, y NCG tiene otras anotadas como Noroeste. Pero son especulaciones. La plantilla conoce muy pocos detalles: que no llevará explícito el nombre Galicia, que se manejan los colores lila y blanco (se han puesto paneles de este color en algunas sucursales, en lugar del azul). Y ya se está retirando alguna cartelería en las oficinas. Poco más. La dirección quiere que la nueva marca sirva de punto de partida para lanzar el nuevo gran banco gallego, y que tenga un eco muy fuerte.

El papel de Escotet

Omnipresente vicepresidente. Banesco, se lee en su propia marca, es Juan Carlos Escotet. Y es la figura con la que se identifica el nuevo banco, aunque su primer ejecutivo, el hombre que lleva el día a día, es el discreto Francisco Botas. Escotet está ya plenamente asentado en Galicia junto a parte de su familia. Y es fácil verle en palcos de fútbol (hace una semana en el ascenso del Deportivo), en reuniones de asociaciones de empresarios (este viernes) o visitando sucursales. Hace un par de meses, en una reunión en Santiago con directores de oficinas, apareció por sorpresa para explicarles lo que espera él de un banco en el que tiene depositadas muchas esperanzas y que será la enseña de todo el grupo Banesco, una de las grandes corporaciones financieras de toda América Latina. Oficialmente, será vicepresidente.

El nuevo consejo

Constituido el 23. El orden del día de la junta de accionistas incluye el nombramiento del nuevo consejo de administración. Se ignora cuántos miembros tendrá, aunque los estatutos de NCG (que no se variarán por ahora) obligan a un mínimo de 5 y un máximo de 15 personas. Es segura la presencia de Escotet y de Botas (este pasará de director general a consejero delegado), y de Javier Etcheverría como presidente. El resto, una incógnita. Cuadros intermedios del banco creen que también se incorporará Carlos Eduardo Escotet Álvarez, hijo mayor de Escotet y que ya ocupa un cargo en la cúpula del grupo Banesco. Ha seguido muy de cerca la venta de NCG. Es posible también que le acompañen en ese órgano gente de la máxima confianza del banquero venezolano, como Pedro López Jacome, que en las últimas semanas también está teniendo reuniones con diferentes empresarios de Galicia, como en Lalín, de donde es originario.

Votación
13 votos

Banesco cita a toda la plantilla el día 21 para lanzar el nuevo gran banco gallego