Delincuentes con distinto «modus operandi»


Son igual de piratas los de un extremo de África que los del otro. Pero sus formas de actuar son distintas. Los somalíes asaltan embarcaciones para pedir un rescate por el buque y por la tripulación. Poco les interesa la carga, aunque saquean, eso sí, las pertenencias de los rehenes, sobre todo tecnología.

Sus primeras víctimas fueron los barcos que pasaban cerca de sus costas, pero pronto ampliaron su radio de acción empleando barcos secuestrados como naves nodrizas y esquifes de apoyo desde los que perpetrar asaltos a mayor distancia. Llegaron a atacar embarcaciones hasta a mil millas de distancia de la costa de Somalia. Y a tenerlos bajo su control durante más de un año, esperando a que la casa armadora abonase el rescate.

La actuación nigeriana

En Nigeria, las posibilidades de mantener tanto tiempo oculta una embarcación son muchísimo más reducidas, por lo que lo de los secuestros prolongados no podrían llegar a plantearse con éxito. Además, lo de pedir rescate por el barco y la tripulación es relativamente reciente. Hace unos años, los piratas ni siquiera se planteaban pedir dinero a cambio de vidas.

Los nigerianos eligen a sus víctimas entre los buques petroleros, puesto que lo que buscan es robarle la carga que lleva a bordo, transferirla a sus embarcaciones y venderla en el mercado negro, lo que les reporta cuantiosos beneficios. Concluido ese peculiar bunkering, barco y tripulación eran liberados. Pero los piratas han descubierto una nueva forma de dar mayor valor añadido a sus asaltos: tomar rehenes y pedir rescate, además de robar el combustible.

264 incidentes

Un 40 % menos que en el 2011

Es el registro de incidentes más bajo de los últimos 6 años. En Somalia hubo 15.

300 personas

Rehenes

Del total de capturados, 21 resultaron heridos. En Nigeria, además, hubo un muerto.

12 secuestros

Barcos retenidos

Además, se contabilizaron 202 abordados, 22 tiroteados y 28 tentativas de abordaje.

Conoce toda nuestra oferta de newsletters

Hemos creado para ti una selección de contenidos para que los recibas cómodamente en tu correo electrónico. Descubre nuestro nuevo servicio.

Votación
0 votos

Delincuentes con distinto «modus operandi»