Damm eleva al 92 % la quita en Pescanova y la banca se niega si no se negocia

La única reunión celebrada hasta ahora se cerró con las posiciones más enfrentadas y el enfado de los acreedores


Madrid / La Voz

«Quieren quedarse con la empresa por nada y a eso no estamos dispuestos». Así resumían ayer fuentes financieras el resultado de la primera -y única hasta el momento- reunión mantenida entre la banca acreedora de Pescanova y representantes de Damm y el fondo KKR para negociar la oferta para quedarse con un 51 % de la sociedad, una propuesta que incluye una quita nada menos que del 92 % de la deuda financiera.

La banca no escondía ayer su profundo malestar ante esta nueva vuelta de tuerca de Damm, que había arrancado planteando una quita de entre el 80 y el 90 %, pero que en ese primer contacto cara a cara elevó todavía más, a una cifra sin precedentes en otros concursos de acreedores tan sensibles, como los de las empresas vinculadas al sector inmobiliario.

El encuentro, en el que no estuvo presente Deloitte, administrador concursal de la pesquera, duró poco más de media hora, lo que evidencia la tensión y la falta de sintonía entre las partes.

«Les dijimos que nosotros no tenemos nada más que decir. Que cuando ellos estén dispuestos a negociar, que nos llamen de nuevo», señalaron fuentes conocedoras del proceso, que destacaron que Damm no se movió ni un milímetro de su propuesta inicial de quita.

Ante este complicado escenario, los asesores contratados por la banca en este proceso -KPMG y Freshfields- están trabajando y, como avanzaron fuentes financieras, no se descarta que las entidades presenten finalmente una propuesta de inversión alternativa a la liderada por la cervecera catalana para reflotar la empresa.

Deloitte pretendía cerrar antes de fin de año el avance del convenio de acreedores, pero la brecha abierta entre Damm y la banca lo hace prácticamente imposible.

Por otra parte, el BNG registró en el Parlamento de Galicia una proposición no de ley en la que le solicita a la Xunta que remita toda la documentación relativa a la concesión de ayudas públicas a Pescanova en los últimos ocho años y pide la creación de una comisión de investigación sobre el uso que el gigante pesquero hizo de las mismas, que ascendieron a 44 millones de euros en ese período. El Bloque quiere que se investigue si hubo «enganos» o «manipulacións contables» y, de ser así, que se devuelva el dinero.

Conoce toda nuestra oferta de newsletters

Hemos creado para ti una selección de contenidos para que los recibas cómodamente en tu correo electrónico. Descubre nuestro nuevo servicio.

Votación
2 votos

Damm eleva al 92 % la quita en Pescanova y la banca se niega si no se negocia