La directora del Fondo Monetario Internacional asegura que el crecimiento mundial es demasiado moderado como para crear el empleo esperado

Christine Lagarde añadió que es necesario lograr la unión bancaria europea para consolidar los fundamentos de la zona euro


La directora gerente del Fondo Monetario Internacional (FMI), Christine Lagarde, aseguró que el crecimiento mundial es «demasiado moderado» como para poder crear el empleo esperado en el mundo.

Lagarde participó en una reunión en París con el presidente francés, el socialista François Hollande, en la que también participaron Jin Yong Kim (Banco Mundial), Guy Rydeer (Organización Internacional del Trabajo), Roberto Azevedo (Organización Mundial de Comercio) y Angel Gurría, (Organización para la Cooperación y el Desarrollo Económico) para hablar de la situación económica de Francia.

Al término del encuentro, Lagarde aseguró que le había dicho al presidente y a sus ministros que «desgraciadamente» la economía mundial «crece a un ritmo demasiado moderado para crear los empleos necesarios».

No obstante, Lagarde recordó que la dinámica del crecimiento está cambiando con la recuperación de las economías estadounidense y japonesa, la salida de la zona euro de un largo período de recesión y un debilitamiento de los niveles de crecimiento de los países emergentes.

Los países emergentes, dijo, «han sido hasta ahora los motores de la economía» mundial.

«En lo que respecta al diagnóstico, hemos concluido, en particular en lo que respecta a la zona euro, que es indispensable permitir la conclusión en las mejores condiciones de los programas que llevan a cabo algunos países de la zona», como Grecia y Chipre, aseguró la directora del FMI.

Asimismo, dijo que es «completamente necesario lograr la unión bancaria europea para consolidar los fundamentos de la zona euro».

Conoce toda nuestra oferta de newsletters

Hemos creado para ti una selección de contenidos para que los recibas cómodamente en tu correo electrónico. Descubre nuestro nuevo servicio.

Votación
1 votos

La directora del Fondo Monetario Internacional asegura que el crecimiento mundial es demasiado moderado como para crear el empleo esperado