El precio de la sardina, por las nubes

La cotización de esta especie pelágica se ha incrementado un 30 % en una sola subasta


Carballo / la voz

La escasez de sardina en el litoral de la Costa da Morte, Barbanza y A Coruña y la gran demanda del mercado, principalmente portugués, con motivo de la celebración del Día de San Antonio, provocan que estos días el precio de esta especie pelágica se dispare en las lonjas.

Así, en la rula de Malpica -principal recinto de subastas de la Costa da Morte- la caja de quince kilos cotizó en la mañana de ayer entre 48 y 52 euros, un 30 % más que en la última subasta, celebrada el pasado viernes. Y eso que apenas se contabilizaron 23 cajas procedentes de tres barcos. Se trata de un importe similar al alcanzado en la rula de Portosín. En Ribeira, mientras, rondó los 75 euros. Estos importes son sin IVA (14 %) y tampoco reflejan la aplicación de otros impuestos.

En el Muro coruñés, la cotización de esta especie también ha crecido como la espuma en las últimas jornadas. Si en la puja del viernes hubo intermediarios que abonaron 65 euros por una caja de 15 kilos, ayer pagaron entre 85 y 90 euros por las capturas de un cerquero con base en Portosín.

Cotización récord

Algunos armadores de la Costa da Morte tienen claro que, de continuar esta tendencia de aquí al 23 de junio, el precio de la sardina repuntará hasta los 20 euros el kilo, precio récord alcanzado en la víspera de San Juan del pasado año. Cabe recordar que la jornada previa hubo quien pagó 200 euros por una caja. Para hacerse una idea de lo que eso supone, ese día el percebe de O Roncudo cotizó en lonja a una media de 19 euros el kilo.

Y por lo que se vislumbra en este inicio de campaña, la variación del precio de la sardina seguirá por los mismos derroteros, con el añadido de que el mercado portugués está tirando, y mucho, de la demanda.

Ni rastro

Según apuntaron varios armadores de la Costa da Morte, en el litoral gallego no hay ni rastro de esta especie pelágica. «O peor é que as previsións para o San Xoán non son nada alentadoras», apuntó Pedro Varela, armador y patrón del O Santo do Mar. El patrón mayor de Camariñas, José Manuel Gerpe, hace un análisis similar. «Non houbo poxa hoxe [por ayer]». «Non hai sardiña e agora mesmo é un dos principais sustentos da pesca artesanal», apuntó.

Es más, la escasez de producto está provocando que los operarios de la mayor parte de las lonjas de Galicia estén prácticamente de brazos cruzados. Hay recintos que se salvan porque hay abundancia de otras especies, como el jurel, aunque evidentemente los importes que alcanzan no se acercan, ni de lejos, a los registrados por la sardina. Una caja de chincho valía ayer en el Muro entre 2 y 4 euros.

Conoce toda nuestra oferta de newsletters

Hemos creado para ti una selección de contenidos para que los recibas cómodamente en tu correo electrónico. Descubre nuestro nuevo servicio.

Votación
5 votos

El precio de la sardina, por las nubes