la voz

De las ocho personas que trabajan en la empresa Inprosec, cinco entraron con algún tipo de beca de formación, como las Feuga o las del Santander. «Son nuestra principal fuente de reclutamiento, sí», reconoce Iago Fortes, gerente de esa consultoría de seguridad de la información con sede en Vigo. Inprosec recurrió el año pasado al programa de ayudas del Santander y repetirá experiencia. Este tipo de iniciativas le viene bien a esta empresa porque «no hay profesionales que salgan de la universidad con los conocimientos que nosotros necesitamos, porque todo lo que hacemos es nuevo», explica Fortes. Gracias a este programa de prácticas, Inprosec moldea el perfil de trabajador que precisa y, además, dispone de un período de gracia de tres meses durante los cuales ve el rendimiento del empleado sin asumir el coste salarial porque está subvencionado por el Santander. Y si responde a las expectativas, se queda. Es el caso de Esteban Bermúdez. Tras estudiar ingeniería técnica en electricidad en Vigo y no encontrar trabajo, optó por anotarse a un curso de formación, hasta que un día escuchó en la radio que el Santander convocaba unas becas para realizar prácticas remuneradas en empresas. «Probé suerte y me llamaron», explica este joven de 27 años. Una vez dentro de Inprosec como becario, le llamó la atención el tipo de trabajo al que se dedicaba la empresa y se implicó. Tanto que sus jefes, encantados con él, lo incorporaron a la plantilla. Y está en nómina desde diciembre. ¿Su aspiración? «Seguir formándome aquí, estoy muy contento», confiesa Esteban. Tatiana Blanco es compañera de Esteban, pero está todavía en prácticas, aunque prorrogadas por la propia empresa. Esta joven de 24 años natural de Boiro es licenciada en Administración y Dirección de Empresas (ADE) en Vigo. Cuando acabó la carrera se hizo esa mítica pregunta de «y ahora ¿qué va a ser de mi vida?». La respuesta, al menos de momento, la obtuvo en la empresa Inprosec, donde entró en junio pasado con una beca del Santander. Ese programa duró tres meses y desde entonces sigue trabajando en el departamento de administración y finanzas. Tatiana, como millones de jóvenes recién licenciados, «necesitaba trabajar». Lo ha conseguido, mientras que la mayoría de sus compañeros de promoción «están en casa o trabajando en cosas para las que no estudiaron», resume.

Conoce toda nuestra oferta de newsletters

Hemos creado para ti una selección de contenidos para que los recibas cómodamente en tu correo electrónico. Descubre nuestro nuevo servicio.

Votación
2 votos

Estas becas «son nuestra principal fuente de reclutamiento»