La Justicia cerca al consejo de Bankia e imputa a Rato, Olivas y Acebes

El juez decide el 23 si interviene la entidad, lo que supondría la salida de Goirigolzarri


redacción / la voz

Los responsables del caso Bankia, la gran bomba que ha destapado algunas miserias ocultas del sistema financiero español, tendrán al menos que dar explicaciones en los banquillos. El juez de la Audiencia Nacional, Fernando Andreu, ha decidido admitir a trámite la querella por un presunto delito de estafa presentada por Unión Progreso y Democracia (UPyD) contra 33 exmiembros del consejo de administración de la entidad y de su matriz, Banco Financiero y de Ahorros (BFA), un paso inducido por el informe favorable que había hecho la propia Fiscalía Anticorrupción.

Con esta decisión, el juez cita como imputados al expresidente de Bankia, Rodrigo Rato, al expresidente de Bancaja, José Luis Olivas, y al exministro Ángel Acebes, que fue miembro del consejo de BFA y que abandonó el cargo antes de que estallara la crisis del grupo. En calidad de testigos declararán Miguel Ángel Fernández Ordóñez, exgobernador del Banco de España, y Julio Segura, presidente de la CNMV.

En el auto de admisión, el juez advierte de la importancia de un caso que podría desestabilizar todo el sistema financiero del Estado. «La magnitud del perjuicio generado se plasma en el hecho de que Bankia ha solicitado 19.000 millones para poder acometer un plan de saneamiento», aseguró el magistrado.

Al detalle

La Audiencia ha solicitado a Bankia toda la documentación del banco y de las cajas que lo forman y ha pedido informes para conocer las retribuciones, blindajes y planes de pensiones de los directivos desde el 2007, así como los datos relativos a operaciones de crédito y avales concedidos a partidos políticos.

El próximo día 23 el juez Andreu tendrá que resolver en una vista si interviene Bankia, tal y como solicita en su querella UPyD, una decisión que supondría la marcha del actual equipo liderado por José Antonio Goirigolzarri y que no cuenta en este caso con el respaldo de la Fiscalía Anticorrupción. UPyD acusa al antiguo equipo directivo de Bankia de haber orquestado un engaño masivo en la salida de la entidad al parqué, un paso adoptado, a juicio del partido político, sobre la falsificación de datos, lo que ha generado un grave perjuicio a miles de pequeños inversores.

Los 33 exconsejeros están imputados por supuestos delitos de falsificación de las cuentas anuales y de los balances, por administración desleal o fraudulenta, apropiación indebida y maquinación para alterar el precio de las cosas. Conductas todas ellas tipificadas en el Código Penal y cuyos castigos oscilan entre uno y seis años de cárcel.

Dimite el consejero delegado

En la lista de imputados figuran, además, el consejero delegado de Bankia, Fernando Verdú (que ayer oficializó su marcha); el ex secretario de Estado de Hacienda Estanislao Rodríguez Ponga; el presidente de la patronal madrileña y vicepresidente de la CEOE, Arturo Fernández; el expresidente del Consejo de Cámaras, José Manuel Fernández Norniella, y María Mercedes de la Merced, que fue eurodiputada popular. El PP declinó hacer ayer declaraciones sobre las imputaciones, una lista en la que figuran también representantes nombrados por el PSOE, como el exdiputado madrileño Jorge Gómez o el exalcalde de Castellón, Antonio Tirado, y en la que hay miembros de Izquierda Unida (IU), como José Antonio Moral Santín.

Más información:

Votación
7 votos

La Justicia cerca al consejo de Bankia e imputa a Rato, Olivas y Acebes