«Bankia no es un animal pequeño como para plantearse con ligereza que caiga»

Reconoce que España ha utilizado menos dinero público que el Reino Unido o Alemania


servicio especial / bruselas

Su despacho está cerca de la Rue de la Loi, donde se concentra el poder político y económico europeo, y en su mesa hay cada vez más expedientes e informes clave en el nuevo mapa financiero. Nadia Calviño es coruñesa, economista, abogada, y una de las gallegas con más responsabilidad en la UE. Ha ocupado altos cargos en el Ejecutivo comunitario relacionados con la banca y los mercados financieros, primero en el área de Competencia y ahora a las órdenes del comisario Michel Barnier.

A pesar de que la UE ha realizado pruebas de resistencia o «stress test» a la banca española, el Gobierno ha tenido que intervenir Bankia y reforzar las exigencias. ¿Está funcionando la supervisión europea?

La banca española ha estado sometida a test de estrés nacionales y europeos que partían de escenarios bastante duros y negativos. En general, los ejercicios son válidos y dan resultados claros, pero es difícil hacerlos en pleno proceso de reestructuración. Si al mismo tiempo que se hacen hay una absorción de varias entidades, como es el caso de Bankia, el análisis es más impreciso porque no están los balances consolidados. En todo caso, los test ya habían puesto de manifiesto la vulnerabilidad de este banco concreto y sus necesidades de capital adicional, así que los acontecimientos recientes no han podido caer como una gran sorpresa en el ámbito financiero

-Se está extendiendo la idea de que el sistema financiero español no es de fiar. ¿Comparte esa sensación?

El sistema financiero español es muy diverso. Hay un grupo de bancos con importante presencia internacional que tienen un porcentaje de negocio reducido en España. Y otro grupo más volcado en el mercado nacional. Paradójicamente, hace 20 años se consideraba a las cajas de ahorros como una de las fortalezas del sistema financiero español. Se ha visto que tenían una enorme exposición al sector inmobiliario, una enorme concentración del riesgo y una mala gobernanza corporativa que ha llevado a decisiones inadecuadas. Pero los ciudadanos deben saber que existe un Fondo de Garantía de Depósitos, unas redes de seguridad que hace que no tengamos por qué perder la confianza en nuestros bancos.

-Los problemas en el sector financiero no son algo específico español, como se ha demostrado tras el inicio de la crisis.

Es cierto. Y además, la cantidad de dinero público que necesita España para abordar la reestructuración es inmensamente inferior a lo que han necesitado otros Estados miembros. Las cantidades usadas en el Reino Unido, Irlanda, Alemania, Holanda o Bélgica son inconmensurablemente superiores. Una sola entidad, como la belga Dexia, multiplica lo que es necesario en España.

-¿Podrá afrontarlo el Gobierno sin pedir ayuda?

Por lo que sabemos y oímos del Gobierno, no parece que España vaya a tener problemas para financiar la reestructuración del sector financiero.

-En otros países, los rescates de bancos se hicieron en el 2008, cuando estalló la crisis financiera. ¿Se ha esperado demasiado en España? ¿Es ahora urgente?

Sí. El proceso de reestructuración ha llevado un ritmo determinado, esperando que la mejora de la situación económica general permitiese un menor coste. Cuando se ve que la situación económica no tiene visos de mejorar a corto plazo es lógico que se tome la decisión de acelerar el proceso

-¿Por qué hay que comprometer dinero público para todos los bancos? ¿Se puede dejar caer a alguno?

Se puede dejar caer un banco. Tiene que poderse. Estamos trabajando en regulación para ello. Pero Bankia no es un animal pequeño. En otros casos individuales, probablemente el balance entre una quiebra ordenada y el pago de los depositantes por una parte y el coste de la reestructuración y el saneamiento por otra podría estar más equilibrado. En el caso de Bankia, que es el cuarto banco español por activos, es más difícil plantearse con ligereza dejar caer a la entidad.

Nadia calviño directora general adjunta de Servicios Financieros de la Comisión europea

Conoce toda nuestra oferta de newsletters

Hemos creado para ti una selección de contenidos para que los recibas cómodamente en tu correo electrónico. Descubre nuestro nuevo servicio.

Votación
13 votos

«Bankia no es un animal pequeño como para plantearse con ligereza que caiga»