«Lo que tenemos claro es que no nos interesa crecer por crecer», afirma Botín


El presidente de Banco Santander, Emilio Botín, pidió ayer al Gobierno que acelere la subasta de entidades nacionalizadas para cerrar antes del verano el nuevo mapa bancario del país, pero evitó pronunciarse sobre la existencia de algún objetivo apetecible para la entidad que preside. «No haremos compras que se aparten de nuestros estrictos criterios financieros. Lo que tenemos muy claro es que no nos interesa crecer por crecer», afirmó el banquero ante 2.400 accionistas reunidos en Santander.

Emilio Botín matizó al respecto que el objetivo del Santander en España es crecer de forma orgánica y manteniendo la red de oficinas aprovechando las oportunidades que ofrece el proceso de reordenación del mapa bancario español.

«El nuevo mapa bancario debería estar resuelto antes del verano, contará con menos jugadores y será más sólido y eficiente», afirmó el financiero.

Después de que el Gobierno exigiera al sector realizar 52.000 millones de euros de provisiones para protegerse de los activos inmobiliarios problemáticos, el presidente del Santander juzgó estas medidas «duras a corto plazo, pero imprescindibles de cara al futuro».

Conoce toda nuestra oferta de newsletters

Hemos creado para ti una selección de contenidos para que los recibas cómodamente en tu correo electrónico. Descubre nuestro nuevo servicio.

Votación
4 votos

«Lo que tenemos claro es que no nos interesa crecer por crecer», afirma Botín