El Gobierno y el Banco de España salen tarde en defensa de la banca

El sector salva al Ibex pese a las dudas lanzadas por la UE sobre su solvencia


madrid / la voz

El Gobierno y el Banco de España tardaron 24 horas en cerrar filas en torno a la solvencia de las entidades financieras españolas, puesta en duda el jueves por el comisario de Mercado Interior y Servicios de la UE, Michel Barnier, que afirmó que las 16 entidades europeas -siete de ellas españolas- que habían aprobado raspando las pruebas de resistencia realizadas por la Autoridad Bancaria Europea (EBA, por sus siglas en inglés) tendrían que ser recapitalizadas.

Banco Popular, Bankinter, Bankia, Sabadell, Banca Cívica, Caixa Ontinyent y Novacaixagalicia están bajo la lupa de Bruselas, algo que ha causado gran malestar en el sector, que reivindica su solidez. La desconfianza de la UE surge tras la advertencia del FMI sobre las abultadísimas pérdidas (200.000 millones) que para la banca europea causaría la crisis de la deuda.

Y es que la EBA, que en las pruebas de resistencia aplicó unos criterios especialmente duros para las instituciones españolas, al no incluir ni las provisiones genéricas ni las emisiones de bonos convertibles en acciones, fue exigente a la hora de valorar el deterioro del crédito y del entorno económico pero no tanto respecto a la exposición de las entidades al riesgo soberano, que tiene un peso reducido, comparado con otros países.

El ministro de Fomento y portavoz del Gobierno, José Blanco, negó que las entidades precisen capital adicional al previsto y dijo que afirmar lo contrario solo genera «incertidumbre y desconfianza», valoración compartida por el Banco de España, que subrayó que «todas tienen nivel suficiente de solvencia», ya que contarán con un capital mínimo entre el 8 % y el 10 %. Las siete repitieron el argumento.

«Todo el capital que necesitaremos para Basilea III hasta el 2018 lo obtendremos este mes», afirmaron fuentes de Novacaixagalicia, ya que el FROB inyectará 2.465 millones la próxima semana. «Los niveles que alcanzaremos con respecto a otras entidades de todo el mundo nos dejarán entre los grandes bancos mundiales», añadieron, ya que NCG Banco tendrá un coeficiente de solvencia del 15,7 %, situado entre los tres mayores de Europa y entre los diez primeros de todo el mundo.

La volatilidad y el BCE

En una jornada marcada por una volatilidad extrema, que convirtió al Ibex 35 en una montaña rusa (pasó de perder más de un 2 % a cerrar con una subida del 2,12 %), la banca exhibió ayer músculo, dando la espalda a las dudas sobre su solvencia. De hecho, fueron los dos grandes bancos, BBVA y Santander, los que tiraron al alza del selectivo tras una semana negra en la que perdió un 4,6 %.

A la recuperación de la Bolsa -la española lideró las ganancias europeas- contribuyó que un miembro del Consejo de Gobierno del BCE, el belga Luc Coene, insinuara que la institución podría tomar una decisión «relevante» si fuera necesario.

Al otro lado del océano, mientras que Moody?s rebajaba la nota a ocho bancos griegos y la posibilidad de una reestructuración del 50 % de la deuda helena tomaba cuerpo en la prensa, el The New York Times aseguraba en un artículo que la situación de los bancos en España está empeorando y lo hará aún más. Pero, según informa Victoria Toro, el problema no es la exposición a la deuda sino a la burbuja inmobiliaria.

Conoce toda nuestra oferta de newsletters

Hemos creado para ti una selección de contenidos para que los recibas cómodamente en tu correo electrónico. Descubre nuestro nuevo servicio.

Votación
4 votos

El Gobierno y el Banco de España salen tarde en defensa de la banca