«La crisis disparó nuestra actividad de formación de opositores un 20%»

La ejecutiva de Cefiasa-Adams observa que su centro de estudios factura 35 millones, pero destina el 4% de sus beneficios a misiones solidarias en Burkina Faso


Su empresa va sobre ruedas a pesar de la crisis, porque cada vez son más los ciudadanos que añoran un empleo seguro, al abrigo del tsunami económico. María Jesús Pérez Ruiz de Valbuena es la número uno de Cefiasa Grupo Adams, una firma que desde 1957 prepara a los opositores españoles, con sede central en Madrid, y centros en varias comunidades autónomas, cinco de ellos en Galicia. Si de algo está segura esta empresaria, que tiene responsabilidad sobre 1.200 personas, es de que si se gana dinero hay que ser solidario.

-Lo de formar opositores le viene de casta...

-La empresa la crearon mis padres y ahora la llevamos dos hermanos. Se abrió como una pequeña editorial en un pueblecito de Soria y hemos tenido momentos mejores y peores, pero en los últimos diez años hemos crecido mucho. -¿Siempre fue la consejera delegada de Adams? -No. Yo hice lo que quería. Me licencié en Derecho y ejercí durante once años, me dedicaba al Derecho de Familia, pero mis familiares, una vez que se jubiló mi padre, me llamaron para que me pusiera al frente de la empresa y yo me dejé convencer por que creí que ya había recorrido un camino en la abogacía. -Ustedes facturan 35 millones y dan empleo a 1.200 personas, ¿tanta gente oposita o es cosa de la crisis y de la búsqueda de empleo seguro? -Con la crisis nuestra actividad de formación de opositores creció un 20%. Hay mucho interés por el empleo público. Hay características que lo hacen especial, pero antes que eso, está la posibilidad de entrar sin enchufes. El centro garantiza que la gente vaya a la pruebas con más tranquilidad, entre ellas las mujeres. -Ha sido empresaria del año en el 2009 y no puede decirse que sea una excepción en su empresa. -Pues sí. De los 419 empleados fijos, el 73% son mujeres. Además hay 800 colaboradores. El 66% de los integrantes de la dirección también son mujeres. -En muchas firmas la igualdad brilla por su ausencia... -Existe un cierto reparo a contratar mujeres en estado o con la posibilidad de tener hijos. Todavía se advierte una cierta reticencia, pero en el empleo público da igual que se sea hombre o mujer y, por eso, en este sentido, tiene bastante atractivo, aunque nosotros también estamos homologados para impartir formación profesional a parados y personas en activo. En Galicia, por ejemplo, la crisis ha hecho que aumente esta actividad. -¿Entonces en vez de expedientes de regulación firma contratos? -Así es. -¿Cuánta gente prepara ahora oposiciones en sus centros? -Fueron 77.500, en total, el año pasado. Un 40% en formación on line . En Galicia tenemos más de 8.000 alumnos presenciales, en los cinco centros de A Coruña, Santiago, Vigo y Ferrol. -¿Cuántos aprobados garantizan? -No garantizamos aprobados. A diferencia de otros centros, la ética es fundamental. Garantizar un aprobado es imposible. Nosotros orientamos, preparamos los temarios de todas las oposiciones y hacemos formación on line. -Adolfo Domínguez aseguró hace unas semanas que hay que hacer más carreras de ciencias y no tantas de letras si se quiere que el país progrese. ¿Cómo lo ve? -Bueno, en las oposiciones hay más gente de letras. En cuanto a la formación reglada no tengo datos, pero la nota de corte en la Facultad de Ciencias es un cinco, y en otras carreras es muchísimo más alta. -Como abogada participó en la constitución de una comisión de malos tratos... -Eso fue en 1980 cuando trabajaba como abogada y veía que llegaban muchas mujeres maltratadas a hacer consultas y la creamos con otras mujeres. Ahora no estoy en activo, pero continúo siendo socia. -¿Su compromiso con la mujer se traduce en cifras? -Hemos suscrito un acuerdo con la Dirección General de la Mujer de Valencia para dar 30 becas a maltratadas y 120 a alumnos de oposiciones en España. Es la primera experiencia. -Las mujeres siguen ganando menos que los hombres... -En Adams, para nada. Pero en España en general, sí, los datos están ahí. -¿Los problemas de una directiva son más importantes que los de un empleado? -Pues sí, porque tiene un nivel de compromiso mayor y también de dedicación.

Conoce toda nuestra oferta de newsletters

Hemos creado para ti una selección de contenidos para que los recibas cómodamente en tu correo electrónico. Descubre nuestro nuevo servicio.

Votación
12 votos

«La crisis disparó nuestra actividad de formación de opositores un 20%»