Indemnizar a los adjudicatarios del concurso eólico costará 2,5 millones

Los trabajos para anular el reparto del BNG están en manos de un equipo dirigido por Alfonso Rueda.


El Gobierno gallego aún no ha logrado desenredar la compleja madeja tejida a finales de la pasada legislatura por el BNG con el concurso eólico, tal y como prometió en campaña Alberto Núñez Feijoo, pero aspira a iniciar el próximo curso político con una solución, que incluya la anulación del proceso anterior, mediante la derogación del decreto vigente, y la nueva fórmula que permitirá volver a repartir los 2.300 megavatios en liza.

Casi cien días después de tomar posesión, los servicios jurídicos de la Xunta, coordinados por el conselleiro de Presidencia, Alfonso Rueda, analizan cada uno de los 78 anteproyectos admitidos a trámite. En los más de cincuenta recursos de reposición presentados por las empresas que se quedaron fuera, la Xunta del PP ha encontrado «materia más que suficiente» para tumbar la mayoría de los proyectos, según fuentes próximas a los trabajos.

De forma paralela, Rueda cuenta ya con un informe que cifra en poco más de 30.000 euros por parque la indemnización máxima a la que habría que hacer frente por los costes administrativos asumidos hasta ahora por los promotores. Fuentes conocedoras de ese documento explican que en esa cantidad se incluye el estudio medioambiental previo (unos 12.000 euros), el proyecto técnico básico (unos 18.000) y los costes del aval bancario por el 2% de la inversión necesaria (menos de 2.000 euros por proyecto).

En total, el empecinamiento del BNG en resolver el concurso en la pasada legislatura, pese a las advertencias de sus socios del PSdeG de que el proceso carecía de seguridad jurídica, podría costarle al erario público gallego unos 2,5 millones de euros. No obstante, la Xunta pretende negociar de forma individual con los afectados para reducir esa factura.

El equipo de Rueda trabaja también en el escenario posterior a la anulación del concurso. El Gobierno de Feijoo pretende que la nueva fórmula de reparto no tenga las fisuras jurídicas que plantea el actual, e incluirá mecanismos que impidan las compraventas especulativas de parques.

Desbloquear 400 megavatios

Apeada de las tareas de desobstruir el concurso del Bloque, la Consellería de Industria trabaja actualmente en el desbloqueo de otros 400 megavatios repartidos con anterioridad, y que quedaron sin instalar en la anterior legislatura. En estos primeros cien días de gestión, la consellería que dirige Javier Guerra se ha topado con un cambio de normativa a nivel estatal. Hasta ahora, el Ministerio de Industria planificaba la expansión de la energía eólica mediante cupos autonómicos. Así, a Galicia le correspondían 6.500 megavatios hasta el 2012. Ahora el criterio será por riguroso orden de llegada.

Cupos

Los molinos serán autorizados mediante cupos anuales, con una reducción progresiva de las subvenciones. El objetivo del Gobierno es llegar al próximo corte (que se producirá cuando en toda España se instalen 20.500 megavatios) con el mayor número de molinos posible. Para esa carrera se dan por perdidos los parques del concurso, cuya tramitación a tiempo ya no sería posible ni siquiera aunque el PP optara por seguir adelante con el proceso.

Conoce toda nuestra oferta de newsletters

Hemos creado para ti una selección de contenidos para que los recibas cómodamente en tu correo electrónico. Descubre nuestro nuevo servicio.

Votación
29 votos

Indemnizar a los adjudicatarios del concurso eólico costará 2,5 millones