Galicia se afianza en el liderato técnico del naval con su primer buque para localizar petróleo

L.C.S.

ECONOMÍA

04 jun 2008 . Actualizado a las 02:00 h.

El sector naval gallego lanzó ayer al mar el primer buque sísmico de su historia, cuya misión será la de detectar petróleo y gas bajo el lecho marino por medio del lanzamiento de torpedos sónicos. La armadora Eastern Gecho ha contratado al astillero vigués Hijos de J. Barreras (H.J.B.) cuatro naves similares de un diseño revolucionario (con proa llamada de pico de loro, en forma de torpedo) por un valor de más de 400 millones de euros, que se están construyendo por parejas y estarán todas listas por completo a finales del año 2009.

La nave, de 90 metros de eslora, que entró ayer en el agua fue bautizada como WG Columbus , y su gemela estará en el mar en el tercer trimestre de este año. El salto tecnológico que ha dado el sector de construcción privado en el último trienio -acompañado del económico- le permite seguir de cerca las avanzadas construcciones navales de la actividad pública que se desarrollan en las instalaciones del grupo de Navantia en Ferrol y Fene, donde las fragatas de última generación para España y para Noruega y el buque de proyección estratégica recientemente botado marcan un hito en la superioridad tecnológica del naval de Galicia. El valor conjunto de la cartera de pedidos en la industria naval gallega se sitúa a día de hoy en el entorno de los 4.800 millones de euros.