Amancio Ortega compra el 2% del capital de Vallehermoso y el 1% de Gas Natural por 112 millones

Mercedes Mora REDACCIÓN

ECONOMÍA

09 sep 2002 . Actualizado a las 07:00 h.

Las dos sociedades de inversión de capital variable (Simcav) creadas por Amancio Ortega para gestionar los aproximadamente 1.200 millones de euros (unos 200.000 millones de pesetas) obtenidos en la salida a Bolsa de Inditex han variado sensiblemente su estrategia en el segundo trimestre del año. Hasta ahora, las apuestas de Alazán y Kevlar -así se llaman las dos sociedades- habían sido bastante conservadoras, colocando buena parte del capital en renta fija o fondos de renta fija. Al cierre del primer trimestre, este tipo de activos tenían un peso del 74,36% en la cartera de Alazán y del 95,23%, en la de Kevlar. Ahora, los porcentajes son del 46,06 y del 64,12%, respectivamente, de acuerdo con la información remitida por ambas sociedades a la Comisión Nacional del Mercado de Valores (CNMV). Entre las adquisiciones de renta variable realizadas en los últimos meses destacan la compra del 2% del capital de Vallehermoso y la del 1% de Gas Natural. En la primera ha invertido 24,64 millones de euros y en la segunda, 87,75 millones de euros. También ha destinado 4,5 millones de euros a la compra de acciones de Enagas. En renta variable internacional destaca la inversión de 47,59 millones de euros en acciones del Banco Espirito Santo y la venta del 0,43% del capital de la concesionaria de autopistas portuguesa Brisa. Además, el presidente de Inditex mantiene en cartera títulos de BBVA, Iberdrola, NH, Fenosa y SCH. Diversificación Además de las inversiones realizadas en los últimos meses a través de estas dos Simcav, Amancio Ortega ha canalizado una parte importante de su patrimonio hacia la adquisición de inmuebles. La última operación en este capítulo ha sido la adquisición del emblemático edificio que posee el Banco Santander Central Hispano en el centro de A Coruña. A principios de año, y poco después de adquirir el 5% del capital de NH Hoteles, compró a esta cadena cuatro inmuebles por 91 millones de euros. Más tarde adquirió, junto a Alicia Koplowitz, un edificio en el madrileño Paseo de Recoletos.