Silleda liquida el préstamo del pago a proveedores y zanja su plan de ajuste

Olimpio Pelayo Arca Camba
o. p. LALÍN / LA VOZ

SILLEDA

E CUIÑA

El alcalde Manuel Cuíña señala que el miércoles se abonaron 314.268 euros

09 may 2021 . Actualizado a las 05:00 h.

La contabilidad municipal del Concello de Silleda inicia una nueva era, tras completar el pago del crédito aún pendiente del plan de ajuste impuesto por el Gobierno estatal en el año 2012. El pasado miércoles se abonaron los 314.268 euros que restaban del préstamo, uno de los dos solicitados aquella anualidad. «Con esta operación queda zanxado o plan de axuste ao que este Concello se veu sometido na última década por mor da mala xestión que deixou unha desfeita na contabilidade con centenares de facturas acumuladas nun caixón», expresaba ayer el alcalde y responsable municipal de Hacienda, Manuel Cuíña.

El pasado año se había liquidado otro préstamo de 38.014 euros, y con esta última operación queda cerrado el plan de pago a proveedores, por el que en su día se solicitaron más de 1,1 millones. El regidor explica que a esa cifra deben sumarse pagos de sentencias por impago con los correspondientes intereses, al tiempo que muestra «a súa satisfacción por deixar definitivamente atrás unha etapa complicada na que este Concello estivo mesmo a punto de ser intervido polas autoridades estatais pola súa pésima situación económica».

Junto al endeudamiento en dos fases, el Gobierno central impuso otras medidas económicas para el período 2012-2022. Además de informes anuales dando cuenta del cumplimiento del plan, el Concello de Silleda se sometió desde entonces al control del Ministerio de Hacienda, con ajustes y restricciones en distintas áreas municipales para equilibrar la contabilidad municipal. El gobierno local destaca que Silleda se anticipa más de año y medio al adiós al plan de ajuste, ya que concluía en diciembre del 2022.

Cuíña destacó que por primera vez en el municipio las operaciones de crédito se hicieron con cargo a remanentes de tesorería, «algo que é posible grazas á boa xestión económica dos últimos anos que nos permite, ademais de afrontar inversións, ter un saldo positivo para afrontar este tipo de pagos». La primera fue en abril del 2019, liquidando el crédito más pequeño del plan de ajuste, y ahora el mayor.

Defiende el alcalde que está detrás la gestión de los últimos mandatos que sigue en la actualidad, y que junto con la contención del gasto permitió «cambiar por completo» la situación económica del Concello silledense. «Os números vermellos desapareceron das contas municipais en Silleda, que por fin deixará de ocupar titulares polas débedas pasando a ser un dos concellos menos endebedados de Galicia».

Cuíña agradece el esfuerzo colectivo de la ciudadanía de Silleda, al recordar entre otras cuestiones la fuerte restricción de alumbrado público al poner en marcha el plan de ajuste, con el apagado de más de 900 puntos de luz para ahorrar en la factura eléctrica del ayuntamiento.