La Xunta saca a licitación el campo del Cortizo por 600.000 euros

Rocío Perez Ramos
Rocío Ramos LALÍN / LA VOZ

LALÍN

Los trabajos tendrán un plazo de ejecución de tres meses y rematarán este año

10 jun 2021 . Actualizado a las 05:00 h.

La Xunta sacó a licitación las obras de construcción de un nuevo terreno de juego de césped artificial en el estadio municipal del Manuel Anxo Cortizo por un presupuesto base de 597.962,82 euros. Una cifra que abarca la anualidad correspondiente a este año. El plazo de ejecución de los trabajos será de tres meses y la financiación corre a cargo de la Secretaría Xeral para o Deporte y por el Concello de Lalín en virtud de un convenio firmado el pasado 29 de abril.

El convenio contempla una inversión total de 700.000 euros, de los cuales la Xunta aportaría 450.000 euros y el Concello de Lalín, un total de 250.000 euros. Las actuaciones que ahora se licitan, que se corresponden con la primera de las fases, supondrá la transformación del actual campo de fútbol de hierba natural por un nuevo terreno de juego de césped artificial de última generación «con mínimo mantenemento e máximo grado de uso» según consta en la documentación de contratación de la Xunta.

Los trabajos incluyen la demolición del actual terreno de juego y el movimiento de tierras correspondiente con el acondicionamiento de una nueva plataforma, la construcción de una capa de soporte donde se colocará el césped artificial y la instalación de un sistema de drenaje y red de riego, así como el vallado, equipamiento y marcado del campo.

El alcalde de Lalín, José Crespo, explicó ayer en Radio Lalín, que «nesta primeira fase da reforma non se acada todo o que nos queremos para o Manuel Anxo Cortizo pero imos ter un campo sintético de herba artificial de última xeración». Crespo apunta que las cifras fijadas en el convenio y que marcan el máximo en total 700.000 euros, sumando a la obra otros gastos como la dirección de obra, entre otras cuestiones, puede ser menos. De ello dependerá en cuánto se adjudique la obra finalmente. El regidor explica que «si por exemplo ao final se adxudica en 550.000 euros, o Concello só terá que poñer 100.000 euros e non os 250.000 euros». Espera que el Concello tenga que poner «a mínima parte pero confiamos, e iso é o importante, que quede ben».

Una vez finalicen estas obras, indica el regidor, Lalín contará con tres campos de hierba sintética: el que ya hay en el Cortizo, este nuevo y el de Vilatuxe. Explica que el nuevo terreno de juego «vai levar un céspede certificado pola FIFA PRO» y que «poderase practicar o fútbol, o rugby e o fútbol gaélico, van significar un antes e un despois».

Para más adelante, indica, quedará tirar los viejos graderíos y hacer unos nuevos. Algo que, dice, «irémolo facendo probablemente noutras dúas fases, cando se poida haberá que facer unha segunda e cando se poda unha terceira». Explica que «van quedar dous campos perimetrados. Aí hai un bo campo de fútbol. Vai a estar homologado incluso para xogar equipos de Segunda A». Ahora se abre el plazo de presentación de ofertas. El alcalde espera que la licitación se lleve a cabo con premura y apunta que le pidió a Lete que fuera ágil. Espera que la obra quede finalizada este año y que pueda estar terminado en diciembre.

Este mes arranca la mejora del pabellón por 52.000 euros

Crespo anunció que este mes van a comenzar ya las obras del pabellón municipal viejo que incluyen el acondicionamiento y mejora de la pista de cemento actual que, indicó, «pasará a ser unha superficie de goma como a outra parte do pavillón».

Se trata de un proyecto, dijo, que «leva anos agardando» y recuerda que «xa meteramos mocións cando eramos oposición para arranxar este pavillón». La pista, afirma, «xa presentaba unhas vetas e desniveis importantes» y era necesario su arreglo. Los trabajos supondrán una inversión por importe de 52.000 euros y las previsiones del grupo de gobierno, según apunta el alcalde, es que finalicen antes de que empiece el nuevo curso escolar, de forma que esté lista para el curso y para la nueva temporada aprovechando el verano para las obras.