Silleda gana 174 vecinos mientras el resto de la zona pierde habitantes

A Estrada bajó en el 2020 un total de 128 vecinos y Forcarei se dejó otros 80, mientras la pérdida fue de 11 en Lalín. Deza acabó con 32 personas más, Tabeirós con 208 menos


Lalín / la voz

La demografía ha vuelto a ser implacable con las comarcas de Deza y Tabeirós-Montes, que en 2020 perdieron en conjunto 176 habitantes, según datos del Instituto Nacional de Estadística (INE). Pero la cifra conjunta es engañosa: porque A Estrada y Forcarei se dejaron 208 vecinos, mientras que Deza ganó en su cómputo total 32 personas. Y de nuevo, el análisis fino vuelve a hacer del dato estadístico una cifra engañosa.

Porque solo el crecimiento extraordinario de Silleda en el 2020 salva los muebles en el norte provincial, donde todos los demás municipios del área pierden población en mayor o menor medida. Silleda pasó de 8.687 vecinos a 1 de enero del 2019 a 8.861 un año después. El crecimiento fue de 174 habitantes.

Por su parte, en Lalín la pérdida fue de 11 personas, pero deja la población oficial en 20.207 habitantes. Un pequeño colchón que da cierto respiro a Lalín para mantener la primera categoría, en un municipio que además mostró fuelle para salvar la peliaguda situación de enero del 2015, cuando su población se quedó en 20.005 vecinos. El anterior ejecutivo encabezado por Rafael Cuíña emprendió entonces unas campañas de empadronamiento que dieron sus frutos y lograron sumar más de 200 vecinos a lo largo de los años, alejando el vértigo de perder la categoría.

Fue el pasado año la capital dezana de los que menos perdió: solo Dozón fue inferior, al bajar 9 vecinos, aunque porcentualmente el impacto fue mucho mayor. Se queda en 1.073 vecinos.

En el otro extremo, el descenso de Rodeiro: 44 vecinos menos para ver reducida su población a 2.393 habitantes. Agolada se dejó otros 40, y se queda con 2.304 a menos de un centenar de personas del municipio cambote. Por su parte, en Vila de Cruces el descenso fue de 38 vecinos, y deja la cifra en 5.208.

Fuerte descenso en Tabeirós

El inexorable descenso poblacional de la zona se agrava en Tabeirós. A Estrada sufre cuantitativamente la mayor pérdida de la zona un año más: se deja en el 2020 un total de 128 habitantes, y pasa de 20.479 a 20.351. Si esas cifras no se ralentizan, en tres años habrá perdido la categoría, con las consecuencias que ello supone a nivel administrativo. La situación no es mejor en Forcarei: perdió 80 vecinos, pero en este caso el porcentaje de descenso es el mayor de la zona. Su población oficial es hoy de 3.308 habitantes.

Las comarcas pasaron de 63.881 vecinos a 176 menos: esos 63.705 habitantes que las conforman en la actualidad se distribuyen en 40.046 en Deza y 23.659 en Tabeirós-Montes. Ya en la comarca de Pontevedra, Cerdedo-Cotobade perdió 2 vecinos y tiene ahora 5.697.

Las proyecciones apuntan una caída a 61.162 vecinos en 2035 frente a los 63.705 actuales

El cómputo de las cifras oficiales de población del INE va en la línea de las proyecciones de población a corto plazo que había hecho públicas el Instituto Galego de Estatística hace unas semanas. Y es que de acuerdo a esos cálculos, para el año 2035 se cifra en 61.162 habitantes la población de ambas comarcas. Aunque de nuevo esos cálculos dejan pérdidas poblacionales asimétricas, mucho más acentuadas en A Estrada y Forcarei que en la comarca dezana.

Un problema general

En todo caso, el problema es general en toda la comunidad gallega. Y si para el norte de la provincia la pérdida poblacional prevista por el IGE es del 8,3 % en los próximos 15 años, en la comarca de O Morrazo es todavía mayor, alcanzando un 8,8 %. Aparejado al descenso de vecinos está el envejecimiento poblacional, con un saldo vegetativo negativo año tras año, con un progresivo descenso de nacimientos en los municipios de la zona.

Lalín trasladará al INE en abril una cifra de 20.240 censados

La teniente de alcalde de Lalín, Paz Pérez, indicó que los 20.207 habitantes del municipio suponen seguir «mantendo de xeito cómodo a primeira categoría e con elo todo o que implica a nivel ingresos e a nivel social». Añade que el dato confirma una estabilización de cifras en los últimos años en el entorno de los 20.200 vecinos que permite un margen de maniobra para adoptar iniciativas tendentes a aumento del número de habitantes en Lalín.

Una tendencia de mantenimiento e incremento que se traduce, añade en la actual foto fija del departamento de Estadística, que computa en la actualidad 20.240 censados. Será la cifra que, una vez depurada, traslade el Concello al INE en abril como dato provisional de vecinos en 2021. Paz Pérez avanza una campaña de empadronamiento para favorecer que se censen los llegados a Lalín: será todo el año en redes sociales, prensa y radio, para que esa cifra estabilizada de 20.200 aumente más. Empezará en las próximas semanas, para empadronamientos escalonados.

Conoce toda nuestra oferta de newsletters

Hemos creado para ti una selección de contenidos para que los recibas cómodamente en tu correo electrónico. Descubre nuestro nuevo servicio.

Votación
0 votos
Comentarios

Silleda gana 174 vecinos mientras el resto de la zona pierde habitantes