O Apalpador, Papa Noel y los trasnos de la música establecen su sede en Lalín

Las Aldeas do Nadal crecen para llenar de magia las calles de la localidad


Lalín / la Voz

Si el año pasado las casitas de madera instaladas en la Praza da Igrexa representaban la aldea de Papa Noel, este año no solo este personaje navideño establecerá su central en el Kilómetro Cero de Galicia. También lo hará O Apalpador, que representa la Navidad más tradicional, y que contará con una base de operaciones en la Praza da Torre donde se instalarán tres casitas más pequeñas de estilo rústico, una de ellas la del propio Apalpador al estilo de las viviendas de la Serra do Caurel que contarán con elementos tradicionales como una lareira o un banco de carpintero.

En la Praza da Igrexa serán este año diez las casitas que formarán parte de esta aldea navideña central que crece respecto al año anterior. Habrá un pequeño parque con un columpio tradicional, un puente de madera con agua, un árbol de seis metros, vegetación y diverso mobiliario urbano como bancos y farolas.

Un poco más arriba, en la Praza da Vila, alrededor del templete se rinde homenaje a la música, tan importante en Lalín, con las casas de los trasnos y donde, apuntó ayer la edila de Comercio, Karen Fernández Lamela, «poderá haber concertos». En este recinto son tres las casas de un tamaño un poco mayor que las demás.

La concejala presentó el proyecto acompañada por Luchi Iglesias, director artístico del proyecto, que explicó que «será como un bosque nórdico con casiñas de madeira». La madera vuelve a ser la protagonista de los trabajos que fueron realizados este año por siete carpinteros de Lalín que se une a los elementos y las casitas construidas el año pasado por otros cuatro artesanos lalinenses.

Todas las aldeas serán recintos acotados que tendrán limitación de aforo y todos los protocolos de desinfección y seguridad necesarios para garantizar la prevención del covid-19. Cada aldea tendrá su estación con los horarios y los recorridos. Delante de ellas parará un tren con luz y música que recorrerá las aldeas. La idea es, explicó Fernández Lamela, que también pueda ser escenario de alguna actividad algún día a lo largo del recorrido. El tren será gratuito.

Los carteles fueron diseñados por el lalinense Salvador López. Luchi Iglesias explicó que «xa chamaron os Reis Magos e queren ter o ano que ven un emprazamento en Lalín e terán tamén un campamento base dende onde se moverán para chegar ao resto de Galicia». Contarán con un espacio en una plaza. Iglesias y Fernández pusieron el acento en el trabajo desarrollado por los carpinteros en un proyecto genuinamente lalinense con el que se pretende distinguir a Lalín y atraer visitantes. Ayer les acompañó uno de ellos, Luis González, autor de una de las casitas hecha «con toda a ilusión do mundo» y que espera que los niños y los que no lo son tanto disfruten de esta magia. Estuvo también Ángel Álvarez de No Majors Film. La productora lalinense prepara un trabajo audiovisual que recoge todo el proceso del proyecto.

La semana que viene está previsto que empiecen a instalarse los elementos de las aldeas de Nadal y la fecha de apertura está pendiente de la evolución de la situación del covid.

Conoce toda nuestra oferta de newsletters

Hemos creado para ti una selección de contenidos para que los recibas cómodamente en tu correo electrónico. Descubre nuestro nuevo servicio.

Votación
0 votos
Comentarios

O Apalpador, Papa Noel y los trasnos de la música establecen su sede en Lalín