Crespo cree que Cuíña busca torpedear las negociaciones por los remanentes

Desvela que el PP vetó la presencia del alcalde y de Peña en el diálogo por las obras


lalín / la voz

El portavoz del PP de Lalín, José Crespo, cree que el alcalde pretende torpedear la negociación para hacer obras con los remanentes 2017 entre populares y gobierno local. La razón, asegura, es que el PP puso como condición para negociar con el ejecutivo que no estuviesen presentes ni Rafael Cuíña ni Lara Rodríguez Peña «por motivos de deslealdade institucional e deslealdade política»: se refiere a la denuncia judicial contra el anterior gobierno municipal, de la que responsabiliza a ambos. Cree Crespo que por eso Cuíña desveló en Radio Lalín que se estudia el proyecto de alcantarillado en Castelo (Cadrón), que el PP demandó incluir en la negociación junto a Lamas de Cadrón para no limitar las obras solo a la zona de la iglesia, sin dejar lugar a que fuese un despiste del regidor.

Pero se acordó en las negociaciones de Crespo y José Antonio Rodríguez con Casares, Vilariño y Medela ?en quienes el popular sí ve interés real por pactar? que no se hiciese público ningún proyecto hasta firmar un acuerdo con todas las obras, porque hay que excluir trabajos por algo más de 500.000 euros y pueden salir a la luz obras para las que finalmente no existan recursos.

«Advertimos que se había unha deslealdade reventabamos a negociación, e sae Cuíña na radio una vez máis, porque os seus intereses persoais e políticos están por riba dos de Lalín. A Cuíña non lle interesa que negociemos, quere non chegar a acordo para poñerse de vítima, porque o que acordemos dará traballo de xestión que non saben facer. No fondo quere rebentar todo, porque o vetamos a el e lle quitamos o protagonismo que lle gustaría ter».

Crespo dijo que pedirá explicaciones de lo ocurrido a los tres interlocutores del gobierno con los que perfila los remanentes. Una negociación pendiente de retomarse hasta tener sobre la mesa los presupuestos de alcantarillados en Castelo y Lamas de Cadrón, junto a tres pequeñas pistas que solicitaron incluir los populares. Deberán tener estos datos para volver a reunirse, e intentar limar asperezas.

«A paralización da rotonda é por neglixencia de Cuíña e compañía, non por culpa do PP»

Crespo negó que el problema con la rotonda de Montserrat sea político, y apuntó la falta de competencia de Cuíña «á hora de xestionar nunha administración. Prefire non facer cousas e botar culpa ao contrario». Señala que en este caso concreto, fueron técnicos municipales los que paralizaron las obras por no disponer de todos los permisos, pese a haber dispuesto de 14 meses para un trámite sencillo como la presentación del proyecto arqueológico: «A paralización e por neglixencia única de Cuíña e compañía, non por culpa do PP como quere facer ver el». Y añade que es una vergüenza que en Lalín por tercer año consecutivo no haya nada para inaugurar en las fiestas de As Dores: «Pode inaugurar un bacheo, ou unha luz instalada nun teleclube con Cuíña, Medela e o pedáneo».

Subrayó que el expediente que falta en Patrimonio lo informan los técnicos, no el conselleiro, y recordó que gobiernos de todos los colores tienen problemas con ese departamento: «En vez de buscar enemigos constantemente, que faga ben as cousas, porque Patrimonio pon pegas a todos, a nós tamén. Que non queira botar as culpas a Román [Rodríguez] para xustificar a súa inoperancia», dijo Crespo Iglesias.

Auditorio pendiente

Criticó el inicio de un nuevo curso en el conservatorio con la sala Tuno Valdés sin repararse: «É para irse para a casa», reprochó al alcalde, indicando que lo lógico hubiera sido acometer las obras durante el verano y no con los alumnos en el centro, para no perder la subvención. «As municipais no se poden adiantar, pero con este goberno desde que se foi Cruz habería que convocar eleccións anticipadas para poñer os puntos sobre os íes».

Lalín en negativo e incapacidad para negociar con otras administraciones

Crespo asumió el reto de Cuíña a Blanco sobre la evolución de Lalín con el actual gobierno. Y dijo que «menos o que anda solo» en casi todos los parámetros está peor que en 2015. En el paro, dijo que Lalín está peor que ninguno de los municipios similares a él en este trienio; subrayó que en tres años se perdieron cerca de 500.000 euros en subvenciones aprobadas, «é de xuzgado de garda»; y apuntó deterioro de instalaciones municipales, como pabellón y auditorio. Y criticó sobre todo los años perdidos, sin inversiones extra en Lalín de Xunta y Diputación ?pese a que en esta «están os seus»?: «Se o alcalde fora espabilado negociando negociaría algo, pero indo do niño ao café, e do café ao niño, todo o día de cafés e andando pola rúa sen saír do niño, non se consigue».

Conoce toda nuestra oferta de newsletters

Hemos creado para ti una selección de contenidos para que los recibas cómodamente en tu correo electrónico. Descubre nuestro nuevo servicio.

Votación
0 votos
Comentarios

Crespo cree que Cuíña busca torpedear las negociaciones por los remanentes