El Concello insta a Xestur a activar la cuarta fase del polígono Lalín 2000

Solicita precios más asequibles que los 90-95 euros por metro previstos en el 2010


Lalín / la voz

El concejal de Urbanismo de Lalín, Nicolás González Casares, informó de las gestiones del gobierno local para tratar de que Xestur impulse la cuarta fase del polígono Lalín 2000, cuyo último trámite oficial data del 2010 con la aprobación del plan de sectorización, recordó el edil. Para ello solicitaron a Xestur en febrero información sobre el estado del plan, a lo que la entidad respondió que desde la aprobación definitiva del plan de sectorización «non se recibiron nesta sociedade solicitudes de interesados na compra de parcelas en dito ámbito, máxime tendo en conta que todavía existen parcelas dispoñibles propiedade de Xestur» en la tercera fase del parque empresarial. Además, Xestur volvió a recordar recientemente a los titulares de parcelas sin edificar su obligación de hacerlo conforme a las cláusulas de la escritura de venta firmada en su día, instándoles a justificar por qué no lo hicieron hasta ahora.

Respuesta que choca, subrayó Casares, con manifestaciones de la AED reclamando suelo empresarial en Lalín, «e eu creo aos empresarios de Lalín», dijo. El Concello solicitó el mes pasado una reunión con Xestur, que se vuelve ahora a reiterar ante la falta de respuesta, para abordar la activación de la cuarta fase ?anunciada en múltiples ocasiones en 2009 y 2010 por representantes populares como Román Rodríguez?. Y también para demandar unos precios en sus parcelas más adecuados a la situación del mercado. Porque en las tres parcelas de la tercera fase ?solo una de equipamiento industrial? recientemente sacadas a subasta, el precio por metro cuadrado está entre 63 y 70 euros, excesivo en opinión de Casares. Mucho más disparadas aún las tarifas que se anunciaban en 2010 para la cuarta fase del polígono, que apuntaban a un coste de 90 a 95 euros por metro cuadrado: «As parcelas a ese prezo poucos candidatos van ter, vai ser moi difícil colocalas». González Casares demanda un esfuerzo de xestur por reactivar la cuarta fase, y entendería los cambios precisos para aquilatar costes, desde variaciones a la baja en la urbanización, diseñar parcelas más amplias, o en lugar de la ambiciosa ampliación de 316.000 metros cuadrados, acometerla por fases. «Pero que non digan que non o fan por falta de demanda de solo, porque non en Lalín chan suficiente para unha empresa de certo volume».

Luz verde a la rebaja de distancia de granjas, que se reducen de 25 a 10 metros a caminos

Y dentro también del ámbito urbanístico, ayer se celebró la comisión informativa previa al pleno que se celebrará el viernes, a las 14 horas, para la aprobación provisional de la modificación puntual número 15 del PXOM. Destaca en ella la reducción de la distancia a núcleos rurales de las granjas de aves y conejos, que pasan del kilómetro que debían guardar hasta la fecha a 500 metros. En comisión, votaron a favor del cambio el gobierno y el PP, con abstención del edil no adscrito. La sorpresa surgió al verse reducida también la distancia de esos dos tipos de granjas a viales públicos, ya que en lugar de 25 metros podrán dejar solo 10. González Casares espera que la Xunta agilice al máximo la aprobación definitiva del cambio, para poder entrar los ganaderos lalinenses este año en planes de mejora de explotaciones.

Un desarrollo para compensar a vecinos que cedieron terrenos

La reactivación de la cuarta fase es un desarrollo necesario además para compensar de forma efectiva a vecinos que en su día firmaron convenios urbanísticos con el Concello de Lalín, con la cesión de terrenos donde se construyó el local social de Filgueira, que se verían compensados con aprovechamiento urbanístico en esta nueva ampliación del polígono en el terreno que correspondaría al ayuntamiento: «Levan nove ou dez anos esperando, e aínda que sen apremios, reclamaron ao Concello eses dereitos». Casares considera que si no sale adelante la cuarta fase, habrá que efectuar una valoración de aquellos terrenos cedidos por los vecinos para abonarlos económicamente. Xestur señaló ya en su respuesta al Concello que no formó parte de ellos, y por tanto «pouco ten que decir, xa que as consecuencias e efectos xurídicos derivados dos mesmos non lle resultan de aplicación».

Rebaja del IBI

Son pasos del gobierno local para desbloquear la cuarta fase, igual que a principio de mandato gestionó con Catastro una rebaja del IBI a los titulares de terrenos: «Agora pagan o 40 % do que pagaban entón», subrayó Casares.

Conoce toda nuestra oferta de newsletters

Hemos creado para ti una selección de contenidos para que los recibas cómodamente en tu correo electrónico. Descubre nuestro nuevo servicio.

Votación
0 votos
Comentarios

El Concello insta a Xestur a activar la cuarta fase del polígono Lalín 2000