Cuíña demandó a Cruz por injurias y pide 30.000 euros por daño moral

Por las declaraciones del no adscrito sobre el ingreso de fondos municipales en un banco donde trabaja familia del regidor y acusaciones de «amiguismo» en contratos


Lalín / la voz

El alcalde de Lalín, Rafael Cuíña, presentó ante el juzgado de Lalín una querella criminal por un delito continuado de calumnias y un delito de injurias contra el que fuera su compañero de partido y de gobierno municipal, Juan José Cruz, actualmente concejal no adscrito de la corporación lalinense. La motivación de la querella está en manifestaciones públicas de Cruz García: las primeras difundidas en octubre, cuando presentó una moción solicitando cancelar temporalmente las cuentas del Concello en el Banco Sabadell, y trasladar esos fondos a otra entidad. Comparaba la medida con la retirada de 600.000 euros de Bankia en el 2015, indicando que entonces acabaron en el Banco Sabadell, donde apuntaba que «curiosamente» trabajan familiares del alcalde. Una noticia publicada en prensa, y también recogida en su perfil de Facebook, añadiendo al hecho de que trabajasen en la entidad familiares de Rafael Cuíña: «Quero pensar que esa coincidencia nada ten que ver coa decisión do señor alcalde de levar os cartos ao Sabadell».

Sin embargo, la querella sostiene que son manifestaciones rotundamente falsas, y que Cruz conocía esa falsedad como integrante de la corporación local, porque el traspaso de cuentas no se realizó entre Bankia y Banco Sabadell, sino entre Bankia y Abanca. Explica la demanda que Bankia ofertaba un 0,34 % de interés frente al 0,59 % de Abanca: datos ratificados por un informe de Tesorería, que señala que los criterios para situar fondos y realizar operaciones en entidades financieras son «eminentemente técnicos», sin recibir órdenes contrarias a esos criterios por parte de la alcaldía.

El segundo frente que lleva de nuevo a Cruz García al juzgado es otra nota de prensa, publicada en noviembre, en la que el no adscrito acusaba a Cuíña de contratar «de forma ilegal a empresas de fóra, por amiguismo, empresas relacionadas coa Gürtel»; indicaba que el mantenimiento de jardines se había adjudicado a Acciona, cuyo director general para Galicia, José María Farto, afirmaba Cruz que es íntimo amigo de Cuíña ?«foi á súa voda», llegó a indicar?. De nuevo, en su Facebook publicó Cruz la nota íntegra. La querella sostiene que el edil no adscrito, a sabiendas de la falsedad de sus palabras, no dudó en publicitarlas, sabiendo que el procedimiento de licitación del mantenimiento de los jardines cumplió el procedimiento legal establecido. En la querella se asegura además que Rafael Cuíña ni mantiene una amistad íntima con Farto ni asistió a su boda.

Conducta infamante de Cruz

La demanda hace referencia también a la pregunta de Cruz de si Cuíña emplea su condición de alcalde para llevar a cabo venganzas personales, lo que tilda la querella de conducta infamante al afirmar que Cuíña es una persona vengativa, con conductas contrarias al interés público, utilizando para ello su condición de alcalde. Son afirmaciones, recoge la querella, que no demuestran el más mínimo respeto hacia la persona del regidor, en lo que considera una manifiesta extralimitación de las reglas exigibles a la hora de llevar a cabo una crítica política, con ánimo de desinformar en su propio interés y de dañar el honor de Cuíña Aparicio.

Por todo ello, fija una responsabilidad civil por el daño moral causado a Rafael Cuíña por 30.000 euros. La cifra multiplica por 2,5 la indemnización de 12.000 euros que solicitaban a Cruz Manuel Igrexas y Chus Pato a principios del 2017, por entender que en su Facebook les vinculaba al terrorismo.

La querella tildó de innecesario el acto de conciliación, y el juzgado citó a Cruz el 9 de febrero

En la querella presentada por Rafael Cuíña se argumenta que al reprocharle Juan José Cruz delitos de fraude en la contratación pública y tráfico de influencias se hace innecesario el acto de conciliación. De hecho, Juan José Cruz fue ya citado por el juzgado de Primera Instancia e Instrucción número 2 de Lalín a prestar declaración el próximo día 9 de febrero, en calidad de querellado-investigado.

La querella presentada por el alcalde de Lalín solicitaba la práctica de distintas diligencias. Entre ellas, la declaración de Juan José Cruz García en calidad de investigado, y también demanda testifical del empresario José María Farto, director general para Galicia de Acciona. El demandante aportó al juzgado ocho documentos: son tres noticias publicadas en prensa, y otras dos publicaciones en el perfil de Cruz en Facebook. El otro grupo lo conforman un informe de la Tesorería del Concello de Lalín, en relación al traspaso de 600.000 euros del ayuntamiento de Bankia a Abanca; la resolución del Tribunal Administrativo Central de Recursos Contractuales, del pasado 30 de junio, sobre el procedimiento de licitación del mantenimiento de jardines de Lalín; y un informe de los servicios de Contratación Administrativa del Concello lalinense sobre ese mismo expediente de contratación. Se pide además que por parte del juzgado se deje constancia fehaciente sobre la autenticidad e integridad de las noticias calumniosas.

La querella del alcalde traslada ahora al juzgado los enfrentamientos que vienen manteniendo Cuíña y Cruz.

Conoce toda nuestra oferta de newsletters

Hemos creado para ti una selección de contenidos para que los recibas cómodamente en tu correo electrónico. Descubre nuestro nuevo servicio.

Votación
1 votos
Comentarios

Cuíña demandó a Cruz por injurias y pide 30.000 euros por daño moral