La cifra de alumnos extranjeros bajó en los tres últimos años en la zona

Tras el éxodo provocado por la crisis, algunas familias de Venezuela regresan


Lalín / la Voz

La multiculturalidad es riqueza y en los centros educativos ya a nadie le sorprende tener compañeros de otros países y con otras culturas. En la zona, el número de estudiantes de otras nacionalidades bajó en los últimos dos años, según los datos facilitados por la Consellería de Educación. Este curso son 147 los que estudian Primaria y Secundaria en las dos comarcas frente a los 159 de hace dos años.

En muchos casos trata de familias de diferentes nacionalidades que llevan ya muchos años asentadas en la zona.

En el curso 2014/15 eran 159 y 148 el curso pasado. Dozón es el único concello de la zona que no tiene estudiantes extranjeros en sus aulas. En otros, la presencia es poco significativa como es el caso de Cerdedo que tuvo uno en los dos cursos anteriores y en este no tiene ya ninguno, o Agolada que mantiene uno.

Lalín es el municipio que más estudiantes de otras nacionalidades aglutina. Son 61 este curso, el pasado eran 64 y el anterior 71. En Lalín, se consta en los últimos meses el regreso de alguna familia venezolana que regresó a su país por la crisis y que ahora regresó a Galicia, donde tienen sus raíces, dada la situación que vive este país.

A Estrada cuenta casi con la mitad que en Lalín, son 33 este curso, una cifra que apenas varió en los últimos años. Fueron 33 en el curso 2014/15 y uno menos en el siguiente curso.

Silleda cuenta con más que en A Estrada y es el único municipio de la zona donde el número de estudiantes extranjeros crece. Son 41 este curso y 36 los dos cursos anteriores.

En Rodeiro se contabilizaban cinco en el 2014/15, dos el curso siguiente y tres en el actual. En Vila de Cruces son seis este año escolar y eran nueve los dos cursos anteriores. Menos tiene Forcarei. Educación cuenta dos este curso, tres el anterior y dos el curso 2014/15.

La delegación de Cruz Roja imparte en Lalín clases de español gratuitas a extranjeros

La delegación de Cruz Roja en Lalín imparte desde su apertura, en 2014, clases gratuitas de español para extranjeros. Las clases las dan voluntarios y se desarrollan una hora y media a la semana en el local de la asociación. La responsable de Cruz Roja Lalín, Silvia Vázquez, explica que este curso en la actualidad van a clase dieciséis personas, ocho mujeres y ocho hombres, procedentes de Argelia, Rumanía, Bulgaria y Marruecos. A lo largo del curso, apunta, «as cifras van mudando porque hai xente que se vai sumando» en algunos casos en función de su disponibilidad de trabajo y señala que «o final o ano pasado tivemos a 49 persoas».

En estos momentos hay dos grupos, de ocho personas cada uno, a fin de permitir una enseñanza más personalizada. Som cursos de iniciación en los que se aprende vocabulario para el día a día, gramática o ortografía. Silvia Vázquez indica que «hai xente que leva vindo dende que empezamos no 2014, son moi constantes». Destaca «a facilidade que teñen para os idiomas» y recuerda que «precisamos voluntarios» haciendo un llamamiento a todos los que quieran colaborar con Cruz para el desarrollo de este y otros programas. Las clases son para adultos y en la escuela de O Mencer , la agrupación desarrolla también un trabajo de ayuda escolar al que acuden escolares tanto españoles como de otras nacionalidades.

Tutela entre iguales

En los centros de enseñanza de la zona no hay ningún programa específico de apoyo a estudiantes extranjeros. En algunos porque el número es muy pequeño. En los institutos muchos de los estudiantes extranjeros llevan años en la localidad donde residen y sus familias llevan año. Hay también niños de padres extranjeros pero que ya nacieron aquí.

Los centros cuentan con un programa de acogida para alumnos nuevos, sean de donde sean, y que tiene como objetivo favorecer su integración. Este curso alumno tiene en marcha un programa de tutoría entre iguales en el que un estudiante de un curso superior tutela a otro más pequeño y le sirve de guía.

En Lalín abundan sobre todo los escolares procedentes de países norteafricano e hispanos mientras que en Silleda la mayoría son rumanos. El total, en la zona, forma un crisol de nacionalidades que incluyen países de todo el mundo desde Filipinas a Estados Unidos.

Conoce toda nuestra oferta de newsletters

Hemos creado para ti una selección de contenidos para que los recibas cómodamente en tu correo electrónico. Descubre nuestro nuevo servicio.

Votación
0 votos
Comentarios

La cifra de alumnos extranjeros bajó en los tres últimos años en la zona