Meira, Ares y Caamaño parten como favoritos en la cita lalinense

El Agro de Lalín de Arriba acoge hoy el tramo espectáculo de 1,9 kilómetros

El tramo nocturno en Lalín de Arriba congregó el pasado año a 5.000 espectadores.
El tramo nocturno en Lalín de Arriba congregó el pasado año a 5.000 espectadores.

lalín / la voz

Lalín se convierte durante dos jornadas en polo de atracción para los amantes del motor. El XXII Rali do Cocido, el segundo de la temporada tras Noia, arranca hoy con la participación de 131 pilotos. Entre ellos no estará Álex Pais, ganador en la edición del 2015. Una prueba, la más exigente del calendario gallego por trazado y longitud con 116,6 kilómetros totales, donde Alberto Meira con su Mitsubishi y Juan Ares con el Porsche 911 parten como principales favoritos a la victoria. Junto a ellos el Ford Fiesta R5 de Iago Caamaño y la incógnita de Alberto Monarri, en principio con el mejor coche de la parrilla, pero quien acude a probar su Mitsubishi oficial para su participación en el nacional de ralis.

El público podrá admirar ya las monturas desde primera hora de hoy, con las verificaciones técnicas frente al consistorio de Lalín. Ya por la tarde habrá un tramo de prueba y entrenamiento en Dozón, sobre 4,4 kilómetros, en el que se inscribieron 36 pilotos. Después tocará regreso al parque cerrado en el campo da feira vello, con firma de autógrafos de los pilotos antes del tramo espectáculo en el Agro de Lalín de Arriba. Apenas se generarán diferencias entre los principales aspirantes a la victoria final, con un trazado de tan solo 1,9 kilómetros, tomando la salida el primer piloto a partir de las 21.00 horas.

La espectacularidad del trazado urbano, que además altera su inicio para incluir un par de curvas más, atraerá ya esta noche a miles de aficionados. El pasado año fueron 5.000, según la Escudería Lalín Deza, organizadora del rali. La entrada costará 3 euros y se entregarán rifas para el sorteo de varios premios.

Tras abrir boca, el Rali do Cocido en sí se correrá mañana sábado. Figura por méritos propios entre los más exigentes para pilotos y coches, con asfaltos muy variables y puntos complicados para la conducción. Serán seis tramos, con dos pasadas a cinco de ellos y tan solo una al nuevo de Xirón, de 9 kilómetros. Comenzará a las 8.06 horas para disputar la última cronometrada a partir de las 20.07 horas.

El Rali do Cocido mantiene tramos ya clásicos como el de Saborida, de 11,9 kilómetros de longitud, o el de Vila de Cruces, de 10,9. Figuran además entre los más decisivos por la posibilidad de arriesgar por parte delos pilotos, con zonas muy veloces. A ellos se suman los de Rodeiro, de 11 kilómetros, junto al de Silleda, de 9,5, y el de O Couto, con 8,6.

Tiempo inestable con riesgo de algún chuvasco

Las previsiones meteorológicas apuntan a una edición del Rali do Cocido marcada por el tiempo inestable, con nubosidad y riesgo de chubascos tanto esta noche como mañana sábado. Precipitaciones que no serán intensas aunque sin duda afectarán al asfalto, ya de por sí resbaladizo, complicando el pilotaje.

Un operativo de seguridad con 350 personas

La seguridad figura un año más como la principal preocupación de los organizadores. Más de 350 personas participarán en el operativo de la Escudería Lalín Deza. Su presidente, Antonio Rodríguez Troitiño, incidía ayer en el esfuerzo por delimitar más las zonas donde se podrá seguir el rali con garantías. Por su parte, la Guardia Civil duplicará este año sus efectivos, sumándose también otros cuerpos de seguridad .

La escudería lanzó una novedosa iniciativa sobre seguridad, con un vídeo en redes sociales con consejos para el público asistente. Ayer eran más de 140.000 las descargas realizadas. Troitiño pidió a los miles de aficionados que acudirán el cumplimiento de las normas y obedecer a los miembros de la organización.

Conoce toda nuestra oferta de newsletters

Hemos creado para ti una selección de contenidos para que los recibas cómodamente en tu correo electrónico. Descubre nuestro nuevo servicio.

Votación
1 votos
Comentarios

Meira, Ares y Caamaño parten como favoritos en la cita lalinense