La piscina climatizada de A Estrada proyecta ampliar su zona de pesas

Rocío García Martínez
rocío garcía A ESTRADA / LA VOZ

A ESTRADA

miguel souto

El gimnasio tiene 270 inscritos y la zona acuática 950 usuarios abonados

02 nov 2023 . Actualizado a las 05:00 h.

La empresa que gestiona la piscina climatizada de A Estrada, Auga V. A., tiene en sus planes a corto plazo ampliar la zona de musculación. El gimnasio que ofrecen las instalaciones es uno de los servicios en los que se está detectando un mayor incremento de usuarios, sobre todo en la franja de 17 a 25 años. En la actualidad son 270 usuarios, pero podrían ser todavía más si se pudiese ampliar el espacio destinado a este uso y la oferta de máquinas de musculación.

Según explica Ana Lois, que comparte con Roberto Campos la gerencia de las instalaciones, el propósito de la concesionaria es continuar mejorando el complejo deportivo, ampliando servicios para atraer al mayor número de usuarios posible en busca de la rentabilidad de las instalaciones.

El sueño de una zona termal

Además de ampliar la zona de pesas, la concesionaria le ve muchas posibilidades a la planta subterránea que se despliega bajo la zona del vestíbulo y los vestuarios. Son 600 metros cuadrados de espacio que ahora están sin acondicionar pero que, con una colaboración entre la administración y la empresa adjudicataria del servicio, podrían dar pie a la ampliación de espacios y servicios e incluso a soñar con una zona termal que podría arrastrar mucho más público a las instalaciones. No obstante, todos estos proyectos dependerán de la renovación de la concesión vigente. Auga V.A. tiene una concesión para la explotación del servicio por diez años que concluirá en noviembre del 2026. El contrato contempla una posibilidad de prórroga de otros cinco años, con el acuerdo de las partes. Después se abrirá un nuevo concurso. Según explica Ana Lois, las concesiones —sobre todo en municipios con tarifas asequibles y afluencia de público moderada— suelen hacerse por más años para que a las empresas les compense invertir en las instalaciones y tengan tiempo de amortizarlas. «La intención de la empresa es mejorar y crecer, pero al estar en una concesión, no todo depende de nosotros», subraya la gerente.

En la actualidad, la empresa cuenta con 700 abonos que utilizan unos 950 usuarios abonados —el abono puede ser por varias personas de la misma familia—. Antes de la pandemia, las instalaciones llegaron a alcanzar los 800 abonos. La afluencia se ha ido recuperando y la concesionaria espera poder alcanzar e incluso superar su anterior récord para equilibrar sus cuentas. «Subimos en usuarios, pero el coste energético se multiplicó por dos. La instalación todavía no es rentable, pero esperamos llegar pronto a que se mantenga por ella misma», dice Lois.

Además de 950 usuarios abonados, la piscina climatizada tiene 650 cursillistas y 270 usuarios del gimnasio que en su mayoría lo son también de la piscina, ya que la diferencia entre la tarifa simple y el servicio doble es de poco más de dos euros al mes. (30,05 euros al mes solo el gimnasio frente a 32,36 por gimnasio y piscina). La piscina está registrando una media de 350 accesos diarios. El complejo oferta además una decena de actividades de sala que atraen a un centenar de personas, sauna abierta a todo el mundo y jacuzzi gratuito para abonados.