El BNG de Lalín se interesa ante el Gobierno central por parques eólicos que rechaza la Xunta

Javier Benito
j. benito LALÍN / LA VOZ

DEZA

Miguel souto

Quieren saber si tiene capacidad para evitar esos proyectos y si el Ministerio prevé también desestimar su construcción

30 ago 2021 . Actualizado a las 20:57 h.

La Xunta anunciaba hace unos días su rechazo a varios parques eólicos en tramitación que afectan al municipio de Lalín. En concreto se trata de los proyectos Galerna, con 56 megavatios de potencia, Brisa -61,6-, Cefiro -56-, Monte dos Porcallos -56- y Val de Fragoso -56-. El BNG quiere saber si ese posicionamiento autonómico resulta suficiente para evitar estas instalaciones, ya que se tramitan a través del Ministerio para la Transición Ecológica y el Reto Demográfico. A ese departamento se dirigen a través de una consulta al área de Industria y Energía de la Subdelegación del Gobierno en Pontevedra, que registraron este lunes en el consistorio lalinense.

En su escrito, la formación nacionalista quiere conocer el estado actual de tramitación de estos cinco parques eólicos y si la Xunta puede desestimar su autorización como anunció. También si el propio Ministerio adoptará esa medida para evitar la instalación de los aerogeneradores previstos en estos proyectos. Recuerda el BNG que ya solicitaron ese rechazo ante la alarma y preocupación social que han generado en Lalín su posible instalación «polas nefastas consecuencias que tería para a veciñanza». En todo caso, si se prevé desestimarlos quieren saber cuándo prevé oficializar esa medida desde el Gobierno central.

El grupo municipal del BNG lalinense considera que el Ministerio tiene la competencia exclusiva para resolver esas autorizaciones, considerando que el anuncia de la Xunta informándolas negativamente «non tería efecto real, non resultaría vinculante e nin suporía, a día de hoxe, garantía de que estes parques eólicos sexan finalmente desestimados». Esta formación había presentado alegaciones ante los proyectos Porcallos y Val de Folgoso, extensibles al de Cefiro al ser coincidentes con el primero. Insisten ante el Gobierno central en los argumentos esgrimidos en ellas, de que se prevé ocupar de forma mayoritaria «unha importante superficie agraria útil» y localizándose a distancias mínimas de numerosas explotaciones agropecuarias, por lo que resultarían incompatibles «coa disposición normativa referida á protección, uso e ordenación territorial, prevista na Lei 4/2015, de 17 de xuño, de mellora da estrutura territorial agraria de Galicia».