La Xunta retiró más de 4.000 nidos de velutinas este año en la provincia

Un total de 55 concellos están adheridos al plan de lucha que ejecuta Seaga


Lalín / la Voz

La Xunta cifra en 4.198 el número de enjambres de avispas velutinas que la empresa pública Seaga lleva retirados en lo que va de año en la provincia. La campaña se inició el pasado 10 de enero y se prolonga hasta el 15 de diciembre. El Plan de Loita contra la velutina es fruto de acuerdo entre Xunta y Fegamp. En los meses que lleva funcionando ya se adhirieron 285 concellos, lo que supone el 90 % de los municipios gallegos. El plan cuenta con una dotación de 2,3 millones de euros a través de fondos propios de la Administración autonómica y del Fondo de Cooperación Local. Ofrece una atención centralizada y coordinada con los concellos y el personal de Seaga es el encargado de la eliminación o neutralización de los nidos.

En la provincia de Pontevedra desempeñan esta labor 20 trabajadores en equipos individuales. Solo 6 de los concellos de la provincia no están adheridos al plan. Son los de Ponte Caldelas, Meaño, Meis, A Illa de Arousa, O Grove y Cangas de O Morrazo. Esta campaña estuvo marcada por el confinamiento. Roberto Delgado, técnico de Seaga explica que durante los meses de marzo, abril y mayo el número de avisos era muy bajo. «Igual había 15 ao día e en agosto, que e cando é o bum podemos ter 250 ou 270 ao día». Defiende que en los sitios donde se hace el trampeo se mantiene y donde no se hace aumenta cada año el número de nidos.

Los equipos realizan una serie de rutas por capataz y zona. Hay actuaciones que no ejecutan como las que se producen en el interior de las casas o de las chimeneas y sus actuaciones están enfocadas especialmente a la retirada en lugares donde puede haber peligro para las personas. Delgado apunta que los nidos más peligrosos son los de suelo «están entre a maleza e moitas veces se detectan ao facer desbroces, é moi perigoso, porque parten, saen as vespas e xa non tes capacidade de reacción».

A diario todos los que llaman quieren ser atendidos ya, pero «non temos servizo de atención aos dez minutos», apunta Delgado. Eso hace que «moitas veces chama un, un veciño aos dos días, ou volve a chamar a mesma persoa pero ó 112 e todo iso é un problema» porque se duplican los avisos y en ocasiones cuando llega un equipo el enjambre ya fue retirado y se pierde tiempo. A las actuaciones de Seaga se suman las de urgencia realizadas a través del 112 por servicios como el de los Bomberos y las que llevan a cabo los servicios de Emerxencias o los GES de muchos concellos. El número de retiradas de nidos por parte de Seaga fue desigual. En Dozón solo se retiró uno, tres en Oia y cuatro en Mondariz-Balneario en lo que va de año, mientras en Vigo van ya 352, 269 en A Estrada, 255 en Pontevedra y 205 en Marín.

Drones que disparan balas de hielo para una lucha ecológica

Retirar o neutralizar un nido de avispas asiáticas no siempre es fácil. En ocasiones se necesitan soluciones imaginativas y eso es lo que ofrece Aeromar Drons. La firma con sede en Portonovo cuenta entre sus socios con WT Solutions que participa en el desarrollo del sistema que tienen en marcha y que, tras una primera campaña experimental el año pasado, este ya están funcionando al cien por cien. El sistema consiste en utilizar drones con fusil que dispara balas de hielo. Es un sistema pionero y respetuoso con el medio ambiente que ya tienen patentado. Utilizan bolas de nieve carbónica. Las balas de hielo producen una bajada de la temperatura en el enjambre y un choque térmico que estos insectos parecen no soportar.

 Desde la firma, Jorge García Caamaño señala que «estamos traballando para concellos, empresas e particulares e nos están chamando da Xunta tamén para a retirada de niños complicados en torres de alta tensión, telefonía e os que están cerca de ríos ou manantiais porque non se poden contaminar os acuíferos e nós somos a única empresa que non utilizamos produtos químicos». Explica que con su sistema «nunca hai perigo de que ataquen a unha persoa, só intentan picar ao aparato». Cree que de «o futuro pasa por non usar produtos químicos» y especialmente en Galicia, el país de los mil ríos. Constatan que las velutinas van en aumento y que de momento la línea es ascendente y piensa que «os tiros van por solucións tecnolóxicas como a nosa». Defiende que «non se contamina nada. Antes ese traballo o estaban facendo escaladores e había un perigo». Este fin de semana tenían una cita en Xeve (Pontevedra). Trabajan en toda Galicia y ampliarán su cartera al resto de España.

 Mucho trampeo y gel para matar cucarachas

En Lalín, los apicultores Jorge Peña y David Liñares llevan años luchando contra la velutina e ideando sistemas que resultaron ser sumamente eficaces. La clave es, apunta, Jorge Peña, el trampeo intensivo de marzo a junio. Es la caza de las reinas. Eliminándolas evitan que estas lleguen a construir su enjambre y eso supone una disminución sustancial de los nidos. Durante estos años han implicado a los vecinos de diferentes parroquias y el resultado no se hizo esperar. Son espacios en los que este año apenas hubo incidencia de avispas asiáticas.

Conoce toda nuestra oferta de newsletters

Hemos creado para ti una selección de contenidos para que los recibas cómodamente en tu correo electrónico. Descubre nuestro nuevo servicio.

Votación
0 votos
Comentarios

La Xunta retiró más de 4.000 nidos de velutinas este año en la provincia