Cruces aprobó las propuestas contra la crisis de la oposición

Los ediles dieron en pleno el visto bueno al proyecto para una senda peatonal en la zona de acceso a la escuela infantil


lalín / la voz

Los ediles de Vila de Cruces dieron ayer el visto bueno a sendas mociones del PP y del BNG que presentaban diversas propuestas de reactivación económica, turística, social y cultural. La moción del PP de un plan de oferta turística, socio-cultural y de ocio iba en el primer punto de una sesión ordinaria celebrada ayer y que se demoró por espacio de cinco horas. Fue transmitida por YouTube por parte del Concello y por el BNG a través de su página. La nacionalista, que planteaba una larga serie de medidas con un plan económico, cultural deportivo, y de incentivación del comercio local y la hostelería, incluidas medidas para luchar contra la brecha digital y solucionar los problemas existentes, fue debatida por urgencia fuera del orden del día. Ambas contaron con los votos a favor del grupo de gobierno y una aprobación unánime de la corporación.

El edil del PP, Manuel Souto, señaló que «a oposición é o tractor e ao goberno o remolque» en alusión a que las propuestas aprobadas procedían de los grupos de la oposición.

También por unanimidad se aprobó un reconocimiento extrajudicial de créditos destinado al pago de una factura de algo más de mil euros de Xantar na casa y la solicitad de subvención a través del Plan Concellos y el proyecto para la creación de una senda peatonal de acceso a la escuela infantil Galiña Azul.

No hubo tanto consenso la aprobación del proyecto de mejora de la capa de rodadura de la calle del centro médico, de un camino en Tirabá, en Añobre y otro en Carballal, en Cumeiro. El grupo de gobierno buscó el apoyo del PP y el portavoz del BNG, Álex Fiuza, pidió al gobierno local que centrara sus esfuerzos en el arreglo e humanización de la zona del centro de salud y criticó que se hagan, dijo «cachos de camiños» en vez de seguir un plan organizado. Este punto fue aprobado por el grupo de gobierno con la abstención del PP y el voto en contra del BNG. PP y BNG se abstuvieron en la aprobación de proyectos de caminos en Sabrexo y la mejora de otros en la zona de la concentración parcelaria de Insua. Las petición de subvención y la aprobación del proyecto de mejoras en el pabellón fue aprobada por unanimidad, en cambio el punto destinado a delegar en el ORAL el cobro de las multas de tráfico no obtuvo respaldo suficiente porque solo consiguió una mayoría simple, la de los votos del gobierno. El PP se abstuvo y el BNG votó en contra.

Fuera del orden del día, se incluyeron cuatro mociones presentadas por el BNG. Una de ellas la del plan de revitalización económico y social. En otra pedían que el Concello, adherido al Plan Revitaliza de la Diputación, que ahondase en él. Demandaban la reorganización de los contenedores y que estén cerrados, el control de los vertederos incontrolados y del horario del Punto Limpio. Fue aprobada por unanimidad. Lo mismo que otra moción nacionalista en la que se pedía instar a la Xunta a que ponga en marcha un plan de ayudas directas e indirectas a las empresas y cambios en la ley Montoro para permitir a los concellos echar mano de los remanentes. La moción en la que pedían cambiar las competencias de la junta de gobierno al pleno en materia de ordenanzas fue aprobada por PP y BNG. El gobierno se abstuvo. El pleno ordinario fue el primero en varios meses.

Conoce toda nuestra oferta de newsletters

Hemos creado para ti una selección de contenidos para que los recibas cómodamente en tu correo electrónico. Descubre nuestro nuevo servicio.

Votación
15 votos
Comentarios

Cruces aprobó las propuestas contra la crisis de la oposición