Daños en los cultivos de huerta y las plantaciones de maíz


lalín / la Voz

Más información del sector primario en www.lavozdegalicia/somosagro/

La intensa granizada que en la tarde del pasado jueves se registró en la comarca del Deza no solo causó cuantiosos daños en los vehículos estacionados y en los tejados de las casas y edificios públicos. Las piedras de hielo, del tamaño de una pelota de golf en algunos casos, también provocaron destrozos en el sector agrario. Fueron los cultivos de huerta los que más perjudicados resultaron, con varias fincas en las que la cosecha se ha perdido. Pero también hubo daños en las plantaciones de maíz y, por supuesto, en los tejados de granjas y alpendres, donde unos agujeros de buen tamaño daban ayer fe de las bolas que atravesaron la uralita.

«Foiche unha cousa incrible», explica Román Santalla, presidente de la cooperativa Cobideza. Precisamente esta entidad es una de las más afectadas, pues la zona donde la granizada cayó con más intensidad fue en las aldeas de los alrededores del casco urbano de Lalín, donde se ubican buena parte de los ganaderos de esta entidad. En sus granjas se podían ver ayer los agujeros en el tejado que dejaron las pelotas de hielo. También en sus campos dejaron su huella. La cosecha de maíz, que acaba de brotar, resultó seriamente afectada y hay parcelas en las que habrá pérdidas. «Afectou a unha zona concreta, ao casco urbano de Lalín e ás parroquias de Sello, Bermés e Goiás», explica Santalla. Tampoco los cultivos de la huerta pudieron soportar la intensidad de la granizada. En algunas parcelas se han producido cuantiosas pérdidas y hay cosechas que se han estropeado. Plantaciones que se encontraban en plena producción y en las que ayer saltaba a la vista el daño que el granizo había ocasionado en sus cultivos, rompiendo buena parte de las hojas que estaban al aire libre. Pero para comprobar las consecuencias directas que este episodio meteorológico ha tenido sobre la zona habrá que esperar unas semanas, para que los agricultores puedan calcular qué parte de su cosecha no ha salido adelante.

En el resto de municipios de la comarca del Deza también hubo granizo, pero este no ocasionó los mismos daños que en el entorno de Lalín. En Rodeiro, por ejemplo, el granizo solo causó daños en una parte del municipio. «Afectó sobre todo al maíz, aunque también dañó el plástico de algunos silos», explica un ganadero de esta localidad. «Hai plantacións nas que hai algunhas follas rotas, pero nada especialmente grave», añaden desde otras zonas de la comarca.

Conoce toda nuestra oferta de newsletters

Hemos creado para ti una selección de contenidos para que los recibas cómodamente en tu correo electrónico. Descubre nuestro nuevo servicio.

Votación
0 votos
Comentarios

Daños en los cultivos de huerta y las plantaciones de maíz