Un pescador de Cruces captura en el coto de Ximonde el campanu del Ulla

El primer salmón de la temporada fue un ejemplar salvaje de 3,7 kilos y 70 centímetros


a estrada / la voz

Se hizo de rogar. Pero al fin cayó. El campanu del Ulla, el primer salmón pescado esta temporada en el cauce fluvial, fue capturado el viernes al filo de las diez de la mañana en el coto de Ximonde. Un pescador cruceño lo atrapó en el puesto de pesca conocido como Venezuela, después de unos buenos cinco minutos de lucha por librarse del anzuelo.

El campanu fue un ejemplar salvaje -los de repoblación se distinguen por tener cortada la aleta adiposa- de tamaño modesto. Pesó 3,728 kilos y midió 70 centímetros.

Cada año, la pesca del campanu se convierte en un acontecimiento mediático en el que el pescador posa incansable con su captura para fotógrafos y televisiones de toda Galicia.

Este año fue inusual en ese sentido. Para empezar, el campanu no salió, como acostumbra, el día de apertura de la temporada de pesca. El 1 de mayo los pescadores se fueron a casa con las manos vacías. El 2 -de pesca sin muerte- tampoco hubo capturas. Hubo que esperar al 3 de mayo para poder llevarse al cesto la primera captura.

La otra excepcionalidad en la apertura de la campaña de pesca fue la rotunda negativa del deportista a posar con su trofeo recién salido del agua. La razón es la doble sensación de triunfo y arrepentimiento del pescador que ha capturado el campanu. Según explicaba a los medios el deportista, él es defensor de la pesca sin muerte. Sin embargo, ayer acudió al río acompañado por su padre y por su tío, que le ayudaron a sacar el campanu y después le pidieron que no lo devolviese al río. Por consideración hacia ellos -que no comparten su filosofía de la pesca sin muerte-, el pescador accedió, aunque sin atisbo de orgullo y sin ganas en absoluto de saltar a las páginas de los periódicos. Por esta razón, quienes posaron con el campanu fueron su padre y su tío, que le ayudaron a extraer del río el salmón.

Por el momento, la temporada de pesca del salmón ha arrancado relajada en el Ulla. En el año 2018, en cambio, el primer día de pesca se pescaron tres ejemplares en el coto de Ximonde, aunque luego la temporada fue de las peores que se recuerdan. Cuando el 31 de julio se dio por cerrada la pesca solo se habían capturado 16 de los 60 salmones permitidos.

Tampoco en el 2017 hubo grandes cifras. Ese año el campanu cayó el 1 de mayo, pero hasta el final de julio solo se pescaron otros 16 más.

Cupo de 50 salmones

Este año, la Xunta ha recortado el cupo de salmones. En lugar de sesenta, serán cincuenta. Como cotos de pesca se mantienen los de Sinde, Pontevea, Santeles y Ximonde para la pesca con muerte y los de Couso y Gres-Deza para la pesca sin muerte. Además, se ha vuelto a habilitar en el coto de Couso una zona de entrenamiento de lance de pesca sin muerte.

Conoce toda nuestra oferta de newsletters

Hemos creado para ti una selección de contenidos para que los recibas cómodamente en tu correo electrónico. Descubre nuestro nuevo servicio.

Votación
0 votos
Comentarios

Un pescador de Cruces captura en el coto de Ximonde el campanu del Ulla