El BM Deza venció sobre la bocina al Pabellón Ourense (28-27)


El Balonmán Deza daba ayer un paso importante en su objetivo de la permanencia en la Primera Autonómica. Conseguía una victoria agónica en el Lalín Arena sobre el último clasificado, el Pabellón Ourense, por 28-27. El tanto del triunfo lo conseguían los lalinenses prácticamente sobre la bocina y tras robar el balón al rival, que había pedido tiempo muerto con posesión a falta de diez segundos con empate en el tanteador en busca de un ataque ganador.

El equipo entrenado por Pincho nunca tuvo el control del partido, con muchos errores tanto en defensa como en ataque, en un duelo de rivalidad con dos puntos importantes en juego. Al descanso perdían los locales por 12-13. Tampoco mejoró la dinámica tras el descanso y llegaba el BM Deza con dos goles por debajo en el tanteador a falta de minuto y medio para el final. Algún robo de balón junto a errores visitantes propiciaron la victoria.

A falta de cinco jornadas para finalizar la liga, las cuentas de los lalinenses sitúan la salvación en dos o tres puntos más. Buscarán comenzar a conseguirlos ya el próximo sábado en su visita a la cancha del Viveiro.

Conoce toda nuestra oferta de newsletters

Hemos creado para ti una selección de contenidos para que los recibas cómodamente en tu correo electrónico. Descubre nuestro nuevo servicio.

Votación
0 votos
Comentarios

El BM Deza venció sobre la bocina al Pabellón Ourense (28-27)