La demolición del viejo Rivero se iniciará tras el Cocido y durará un mes

La empresa Sergonsa Servicios firmó el contrato por importe de 66.400 euros


lalín / la voz

Representantes de Concello de Lalín y empresa Sergonsa Servicios firmaron ayer el contrato para la demolición del viejo colegio Manuel Rivero, por un importe de 66.400 euros, una actuación incluida en la estrategia Lalín Ssuma21. El alcalde, Rafael Cuíña, y el concejal González Casares anunciaron que las obras comenzarán tras la Feira do Cocido, el lunes 25 de febrero, y deberán estar concluidas en el plazo de un mes. El ámbito de actuación comprende el total de la parcela del antiguo centro educativo, de 1.523 metros cuadrados, de los que las edificaciones ocupan 1.014.

Son tres inmuebles los que integraban la estructura del viejo Rivero: dos espacios docentes de idénticas características y un tercer bloque que se destinaba a gimnasio. El concejal de Urbanismo recordó que los inmuebles están abandonados desde hace años y no reúnen unas mínimas condiciones de habitabilidad, por lo que para darles un nuevo uso se constató que la alternativa técnica y económicamente más viables es su demolición.

Una tarea que se efectuará de arriba hacia abajo, de forma ordenada e intentando que se vaya desarrollando siempre al mismo nivel. Como primer paso se procederá a la retirada selectiva de enseres y mobiliario, así como elementos de tabiquería, para seguir con falsos techos y escaleras, y eliminar finalmente los muros y la cimentación hasta dejar la zona completamente limpia y explanada. Se colocará un muro perimetral de seguridad durante las obras para evitar el acceso al recinto.

El montante total para la recuperación social del Manuel Rivero supera el millón de euros. El viejo colegio lo ocupará un albergue de peregrinos, y las viviendas de maestros se convertirán en pisos de alquiler de bajo coste, con prioridad peatonal en la rúa.

Reunión mañana para abordar los cambios en Principal y Joaquín Loriga

Nicolás González Casares anunció también ayer la convocatoria de una reunión abierta y participativa sobre el proyecto de regeneración urbana mediante la construcción de pasarelas peatonales en las calles Principal y Joaquín Loriga. Al igual que la demolición del Rivero, este proyecto cuenta con financiación de la estrategia Dusi, financiado en un 80 % con fondos de la UE. El encuentro es totalmente abierto a la ciudadanía de Lalín en general, pero tiene especial interés la participación de los vecinos y comerciantes de la zona donde se acometerá la actuación. Tendrá lugar mañana miércoles, a partir de las 20.30 horas en la sala de prensa del consistorio, y servirá para que los asistentes aporten sus ideas, propuestas y sugerencias para la redacción del proyecto que está desarrollando la empresa Promove.

Conoce toda nuestra oferta de newsletters

Hemos creado para ti una selección de contenidos para que los recibas cómodamente en tu correo electrónico. Descubre nuestro nuevo servicio.

Votación
0 votos
Tags
Comentarios

La demolición del viejo Rivero se iniciará tras el Cocido y durará un mes