El Lalinense gana con amplio margen al Carnes do Ribeiro: 35-20

DEZA

rober amado

La velocidad impuesta por los dezanos desarboló a los visitantes

04 nov 2018 . Actualizado a las 05:00 h.

El Embutidos Lalinense se impuso por amplio margen a los ourensanos Carnes do Ribeiro: 35-20. Los dezanos alinearon de inicio a Durán (1 gol), Adrián (4), Bruno (3), Porto (5), Pachi (3), José (5) y Rubas; entraron luego Iago, Ivi, Ramón (6), Uxío (1 gol y 1 exclusión), Román, Roberto (4 goles y 3 exclusiones), Coke, Aser (1) y Jorge (2). En Cárnicas do Ribeiro saltaron a la pista Rodrigo, Canedo (4), Juan (5), Celso (4 goles y 1 exclusión), Borja (1), Peque (2) y Aleixandre; jugaron además Táboas, Domínguez, Cuadrado (1 exclusión), Rafael, Rogelio, Nicolás (3 goles y 1 exclusión) y Jesús (1). El marcador cada 5 minutos fue: 1-1, 2-2, 7-6, 11-8, 13-9 y 16-10; en la segunda parte, 18-12, 22-14, 25-15, 26-17, 32-19 y 35-20.

Fue un abultado marcador, pese a que el comienzo del partido no hacía presumir semejante dominio local. De hecho, los ourensanos aguantaron con solvencia hasta mediada la primera parte. Fueron un aldabonazo los cuatro goles consecutivos de Roberto para lograr que el Lalinense abriese un hueco en el electrónico que no hizo más que aumentar hasta el final del partido.

En buena medida, porque los de Milucho comenzaron a sacar efectividad a su juego, mucho más rápido que el de los visitantes. El Lalinense se mostró efectivo en defensa, protegiendo bien la portería, con un Aser que se multiplicó en estas tareas. Con una defensa dura y capaz de recuperar balones, en la segunda parte fueron letales las contras para hacer daño al Carnes do Ribeiro, haciendo 19 goles en el segundo período frente a los 16 del primer tiempo, mientras los visitantes cerraban cada mitad con 10 tantos. Buen partido entre los lalinenses de José, desplazado de su puesto habitual en la primera línea ?ante la entrada de Jorge? para jugar de extremo izquierdo, con buen rendimiento en defensa y en ataque. Los de Milucho sumaron así su sexta victoria consecutiva.