La necesidad de uva para atender los mercados, una posibilidad abierta para incorporarse


cambados / la voz

En los últimos años, Rías Baixas ha recibido un sinfín de peticiones de diversos municipios interesados en que sus territorios formasen parte del ámbito de la denominación de origen. Y, hasta el momento, las había rechazado todas. Concellos del Barbanza, del Morrazo, y otros más cercanos como Vilaboa, pasaron años reclamando su derecho a incorporarse al consello regulador. En la actualidad el consello estudia otras llegadas desde A Cañiza, As Neves, Mondariz y Oia.

La última ampliación de la D. O. Rías Baixas llegó en el año 2000. Desde entonces, zonas que se quedaron sin ver atendidas sus solicitudes de incorporarse optaron por acogerse a las Indicaciones Xeográficas Protexidas, una marca de calidad que les permite etiquetar sus vinos como Viños da Terra.

Estudios de viabilidad

Con las nuevas demandas de incorporación, el presidente del consello regulador, Juan Gil, explica que se ha encargado un informe a los técnicos para que determinen su viabilidad, con informes técnicos que avalen las condiciones de esos territorios para pasar a formar parte de Rías Baixas.

¿Hay alguna posibilidad de que las demandas de incorporación salgan adelante? La situación ahora es muy diferente a la que se vivía hace años. Entonces, en Rías Baixas el precio de la uva estaba en crisis, tras varias cosechas abundantes, y se hablaba de excesos de producción. Ahora el consello regulador sostiene que las cosechas son escasas para atender los mercados.

Conoce toda nuestra oferta de newsletters

Hemos creado para ti una selección de contenidos para que los recibas cómodamente en tu correo electrónico. Descubre nuestro nuevo servicio.

Votación
0 votos
Comentarios

La necesidad de uva para atender los mercados, una posibilidad abierta para incorporarse