Cuíña ya encargó la tramitación de nuevo del presupuesto de Silleda para el 2015

PXOM y centro de día residencial serán las prioridades en el inicio de mandato


lalín / la voz

Silleda afronta un mandato «tranquilo» tras dos convulsos, con moción censura incluida y un bipartito roto con el BNG, además del cambio de regidor incluido. Manuel Cuíña, que sustituyó en el cargo a la ahora senadora Paula Fernández, ganó las elecciones con mayoría absoluta. Cambia el escenario tras dos victorias en minoría en el 2007 y 2011. Un respaldo que se traducirá de inmediato en abordar la aprobación de los presupuestos municipales para este ejercicio.

Manuel Cuíña encargaba ya ayer que se comience la tramitación del presupuesto. El regidor de Silleda en funciones no quiere dejar pasar tiempo, en espera de la toma de posesión del día 13 de junio. «O goberno segue e por tanto toca preparar temas prioritarios como o presuposto», aseguró. Las cuentas para este año encontraron el rechazo de PP-BNG en el primer intento de aprobación plenaria. Ahora será distinto con la mayoría absoluta del grupo socialista, que había desistido de su intento el pasado enero de aprobar el presupuesto en junta de gobierno local.

En los cien primeros días de gobierno el alcalde silledense marca como objetivo reactivar la aprobación del Plan Xeral de Ordenación Municipal y destinar las primeras partidas para comenzar la ejecución del centro de día residencial. Dos prioridades en la agenda de Cuíña subrayadas en rojo, junto a otros políticas próximas al sentir vecinal.

El alcalde en funciones reconocía que tras ocho años ansiaban una mayoría absoluta, aunque «ter o 50 % dos votos require un esforzo maior para devolver esa confianza aos veciños». De la campaña, apuntó que «traballamos arreo», reconociendo esperar ese resultado aunque «tiñamos moitos recelos, pero confiábamos nunha campaña moi boa e que foi limpa». Lograron arañar votos por la derecha. «Explicamos un proxecto de futuro e os veciños deron o seu apoio para poñernos man á obra», afirmó Cuíña.

Espiño, orgulloso del trabajo, y Da Torre habla retroceso democrático

El candidato del PP se mostraba a través de su cuenta en Facebook «moi orgullos do noso traballo e do equipo». José Luis Espiño, con quien esta Redacción no pudo contactar ayer por vía telefónica, también agradeció en la red social los apoyos recibidos y felicitó «de corazón ao PSOE pola súa victoria». Apuntó su respeto a la opinión de los silledenses y su intención de seguir trabajando por Silleda, junto a un equipo «incondicional, humilde e traballador». Ostentarán cinco actas por las siete del PSOE.

La última concejalía para completar la corporación recae en Matías R. da Torre. El concejal nacionalista tildó ayer de preocupante el bipartidismo existente en Silleda, ya que PSOE-PP aglutinan el 90 % del voto, insistiendo en que «traballan igual e teñen a mesma ideoloxía, a poílítica clientelar». Tildó de negativa la mayoría absoluta socialista que supone, dice, «un retroceso democrático». Felicitó al PSOE por la victoria pero lamentó que Silleda tenga «un alcalde reprobado, que pasa por riba da lei».

Da Torre calificó de previsible el desgaste del PP y respecto al BNG destacó que «o resultado non é malo», tras subir en diez votos y un 1,3 % en porcentaje «nunha situación compricada pola polarización entre as dúas grandes forzas». Dijo que son «a esquerda real e hai xente que apostou polo BNG e valorou a labor feita na pasada lexislatura e que somos opción válida».

Conoce toda nuestra oferta de newsletters

Hemos creado para ti una selección de contenidos para que los recibas cómodamente en tu correo electrónico. Descubre nuestro nuevo servicio.

Votación
0 votos

Cuíña ya encargó la tramitación de nuevo del presupuesto de Silleda para el 2015