El Parlamento demanda a Fenosa que no inicie obras en Casas Vellas

Reproduce el acuerdo unánime de la corporación de Lalín, aunque la oposición se abstuvo en Santiago en la sobreelevación de la línea eléctrica

El acuerdo busca preservar el entorno de Casas Vellas.
El acuerdo busca preservar el entorno de Casas Vellas.

lalín / la voz

El acuerdo unánime alcanzado por la corporación de Lalín la pasada semana para instar aGas Natural-Fenosa a no comenzar y suspender los trabajos de la línea de alta tensión O Irixo-Lalín en el entorno de Casas Vellas animó al BNG a llevar de nuevo ayer a la Comisión Segunda del Parlamento de Galicia una proposición no de ley para defender la zona, a la que el PP planteó una enmienda que calca los tres puntos consensuados en Lalín. Al igual que en el Concello, todos los grupos respaldaron por unanimidad la paralización de trabajos en Casas Vellas hasta que se evalúen desde una perspectiva técnica y medio ambiental las posibles alternativas para el trazado o variación de la línea, para minimizar su incidencia ambiental.

También encontró apoyo unánime por parte de todos los grupos parlamentarios el punto referido a que la Xunta solicite informes técnicos y ambientales sobre la delimitación y alcance de la declaración de Espazo Natural de Interese Local (ENIL) para dicha zona, así como mantener reuniones vecinales para evaluar la oportunidad de la solicitud. En esa línea, el popular Román Rodríguez explicó que es «unha zona rural viva, onde existen moitas explotacións gandeiras que precisan de espazo para o seu desenvolvemento, polo que é necesario contar coa opinión dos veciños desta zona a fin de que a solución non sexa perxudicial para os seus intereses».

Debate agrio

El debate se agrió en el segundo punto de la enmienda, el referido a solicitar a Gas Natural-Fenosa el borrador de convenio que fije las garantías de no talar árboles autóctonos que quedarían bajo la línea, en una hipotética sobreelevación del cableado. El punto ya había generado debate en el pleno de Lalín, con una oposición que mostró fuertes reticencias, pero que al final había respaldado por la negativa del gobierno municipal a votar por puntos la enmienda. Sin embargo, ayer en Santiago el BNG defendió su derecho a votar cada punto por separado: ante la negativa del PP, «interveu o letrado maior, que nos deu a razón», explicaba Carme Adán. Y tanto BNG como PSOE y AGE se abstuvieron en este apartado «porque queremos máis garantías, e este punto toma partido pola sobreelevación da liña». Adán asegura que al reanudarse el próximo año el período parlamentario preguntarán qué gestiones se han hecho en relación a lo aprobado ayer.

Por su parte, el diputado popular Román Rodríguez señalaba sobre la votación de este polémico punto: «Paradoxicamente, os deputados do PSOE, BNG e AGE, contradicindo aos seus grupos municipais, abstivéronse neste punto da emenda, amosando unha total incongruencia nos seus plantexamentos». Añadió que la posible solución planteada por la empresa «permite preservar o arborado autóctono e anelar a subestación de Lalín, dando un subministro de calidade e seguridade ás familias, granxas e empresas desde Concello e parte da comarca de Deza». Apunta su extrañeza porque la oposición no aceptase la enmienda en su totalidad, cuando era una reproducción exacta del texto aprobado la pasada semana en Lalín, en un pleno con presencia de representantes de la plataforma Salvemos Catasós.

Conoce toda nuestra oferta de newsletters

Hemos creado para ti una selección de contenidos para que los recibas cómodamente en tu correo electrónico. Descubre nuestro nuevo servicio.

Votación
6 votos

El Parlamento demanda a Fenosa que no inicie obras en Casas Vellas