Subastan por 13 millones de euros el monoplaza con el que compitió Michael Schumacher

La Voz

DEPORTES

SALVATORE DI NOLFI | EFE

La venta del Ferrari con el que el piloto alemán logró su sexto y penúltimo título superó todas las expectativas

09 nov 2022 . Actualizado a las 18:06 h.

El coche de fórmula 1 con el que el piloto alemán Michael Schumacher ganó cinco carreras en el 2003, incluido su sexto y penúltimo título en el circuito, fue subastado hoy por un precio récord de 13 millones de francos suizos (13,1 millones de euros). Las estimaciones que había realizado la casa de subastas Sotheby's oscilaban entre los 7,5 y 9,5 millones de francos suizos.

El precio alcanzado —que no incluye impuestos y la comisión de la firma— ha confirmado el gran interés que había despertado esta venta entre los coleccionistas. Sotheby's indicó que se trata del precio más elevado para un coche moderno de Fórmula 1, tras la venta en el 2017 de otro monoplaza que había conducido el mismo piloto en la temporada 2001.

Schumacher ha sido —junto a Lewis Hamilton— el único ganador de siete títulos de la categoría reina del automovilismo. Con el vehículo hoy subastado salió victorioso en los grandes premios de España, Austria, Canadá, Italia y Estados Unidos. Asimismo, le permitió subir al podio en los grandes premios de Mónaco y Francia.

Schumacher disputó un total de nueve carreras con este Ferrari F2003GA Chasis 229, al que se le incorporaron en su momnto avances que le permitieron mejorar su aerodinámica y que le convirtieron en uno de los coches históricos de la era de oro de la Scuderia Ferrari.

El piloto tuvo un accidente de esquí a finales del 2013 en el que sufrió graves daños en el cerebro. Tras dos cirugías y seis meses de coma inducido, fue tratado en Francia y Suiza para su rehabilitación, pero se desconoce su estado actual puesto que su vida transcurre en el más estricto privado.

«Schumacher no está muerto, está ahí pero no se puede comunicar»

La Voz

El estado de salud de Michael Schumacher ha sido una verdadera incógnita desde que en noviembre del 2013 sufriera un accidente esquiando. Ni siquiera el documental que ha estrenado Netflix explica cual es su situación. El motivo lo explica su mujer en el mismo: «En este momento está en las mejores manos posibles y nosotros estamos haciendo todo lo posible para ayudarlo. Pueden estar seguros de ello». «Traten de comprender solamente que estamos siguiendo la voluntad de Michael de mantener en secreto su estado de salud», admite Corinna Schumacher

Seguir leyendo