Decepciones, jóvenes figuras y varias sorpresas en una semana de Roland Garros

FERNANDO REY TAPIAS

DEPORTES

AFP7 vía Europa Press

06 jun 2021 . Actualizado a las 19:03 h.

La espantada de Osaka, la eliminación de Thiem a manos de Andújar, una nueva decepción de Muguruza, la lesión de Barthy, la agradable sorpresa de Paula Badosa en continua progresión, el meritorio regreso a las pistas de Carla Suárez, el gran torneo de Davidovich y Alcaraz, la vuelta de Roger Federer, la confirmación de los italianos como una potencia temible, la presencia de ocho menores de 25 años en la cuarta ronda, además de las buenas actuaciones de Ymer y Ruud son las principales novedades de la primera semana de Roland Garros. Además, se confirma la buena forma de Rafa Nadal y Novak Djokovic, principales aspirantes al título.

Osaka, quemada por la presión

La negativa a hacer ruedas de prensa primero, y su retirada después, con la explicación de una depresión, hace pensar que a la japonesa le ha podido el movimiento que se ha generado a su alrededor. Para una persona tímida, con dificultad para enfrentar las ruedas de prensa y a los compromisos de 25 patrocinadores, es necesario contar con un equipo alrededor que sepa llevar la situación. Su formación personal no ha ido paralela a la deportiva, y el exceso de actos comerciales mina su equilibrio. Es la deportista mejor pagada del mundo, pero su salud mental vale mucho más.

Thiem cuesta abajo

El austriaco ha pasado de ser el primer aspirante a relevar a los grandes, a vulnerable ante jugadores muy inferiores. Desde su victoria en Nueva York, un teórico empujón para relevar al Big 3, se ha convertido en todo lo contrario. Con varias finales de grand slams y una amplia experiencia competitiva, no parece que la parte mental sea su problema. Jugador muy fuerte físicamente, necesita una gran energía para desarrollar su juego y un bajón en este aspecto le hace vulnerable.

Decepción de Muguruza: agradable sorpresa de Badosa

Garbiñe sigue sin encontrar el nivel que le llevó a lo más alto. Ni la esperanzadora unión con Conchita Martínez la ha estabilizado. En un cuadro femenino devaluado por la ausencia de Halep, la baja de Osaka y la lesión de Barthy, los aficionados españoles disfrutan con la muy buena actuación de Paula Badosa, cuartofinalista a sus 23 años y con aspiraciones de seguir.

La vuelta a las pistas de Carla Suárez, recuperada de una gran enfermedad, supuso una satisfacción para todo el circuito. Jugó un excelente partido pese a peder ante la norteamericana Stephens.

Alcaraz y Davidovich garantizan el futuro

Había curiosidad por comprobar si Carlos Alcaraz reafirmaba en un grande los buenos resultados de los últimos tiempos, y el español pasó la previa y alcanzó la tercera ronda como el jugador más joven en lograrlo. Con un gran juego y excelente mentalidad, confirmó las expectativas. Davidovich, por su parte, ha dado un paso adelante en su tenis. Más equilibrado, cortó la racha del noruego Ruud, y apunta muy buenas impresiones.

La Armada italiana

Rerrettini (25 años), Musetti (19) y Sinner (19) en la cuarta ronda, confirman el gran momento del tenis italiano, cuya federación lleva una política en estos últimos años que está dando excelentes resultados: canal de tenis, torneos challengers todo el año, y bolsas de ayuda económica a los más prometedores con entrenadores contrastados.

Jóvenes que piden paso

La presencia de ocho jugadores menores de 25 años en la cuarta roda, junto a Alcaraz (18), Ymer (22) y y Ruud (22) en tercera, garantiza el excelente nivel de una nueva generación, que promete mucho más que las de los últimos años.