La entrenadora del Chelsea femenino rechaza ocupar el banquillo del Wimbledon masculino y le parece «un insulto» que lo consideren una mejora

EFE

DEPORTES

FRANCK FIFE | AFP

Emma Hayes no ha perdido un solo encuentro liguero en dos años y ha levantado los dos últimos títulos

04 feb 2021 . Actualizado a las 09:34 h.

«Un insulto». Así definía Emma Hayes, entrenadora del Chelsea femenino, que relacionasen el cambiar su puesto de entrenadora en la Premier League femenina por pasar a un Tercera división masculina, como el Wimbledon, como un paso adelante en su carrera.

No por faltar el respeto al humilde club de Londres, sino por el sentimiento en las entrañas del fútbol de que cambiar a un equipo en el que ha ganado tres Premier League, dos FA Cup y una Copa de la Liga por uno del supuestamente superior fútbol masculino sería una mejora de su reputación como entrenadora.

«Es un insulto que hablemos del fútbol femenino como si fuera un paso atrás, con la dedicación y el compromiso que tiene. Es con eso con lo que estoy decepcionada, no con que me relacionen con un equipo de fútbol», dijo Hayes en rueda de prensa.