El día que se puede decidir la Liga

De ganar el Bilbao, y con solo 12 puntos por jugarse, el Madrid logrará una ventaja de 7  si el Barcelona pierde en el feudo del Villarreal


Redacción

Cuando este domingo resuenen las doce campanadas en la noche de Villarreal, quizás se ponga fin a esta atípica Liga. A esa hora está previsto que termine el encuentro del Barcelona en el estadio de La Cerámica, y todo lo que no sea una victoria de los de Setién frente al equipo en mejor forma de la pandemia podría sonar ya a despedida. Sobre todo si unas horas antes el Madrid profana San Mamés.

Pase lo que pase, lo que es evidente es que este domingo es el día clave. Cuando termine la jornada ya solo faltarán por jugarse 12 puntos y la distancia entre los dos grandes fluctuará entre 1 punto y 7. Factible cualquiera de las opciones, porque enfrente hay rivales de entidad. Los partidos más complicados que le quedan tanto al Barcelona como al cuadro blanco en este campeonato al esprint.

Athletic de Bilbao y Real Madrid serán los primeros en saltar a escena a la hora de comer (14 horas, Movistar LaLiga). Cuando estalló la crisis del covid-19, el Athletic pasaba olímpicamente de la Liga. Su mirada estaba ya solo en la Copa. Sin embargo, la suspensión de la final (sin fecha todavía) le cambió el paso y el equipo de Garitano se ha enchufado en el reinicio. Tres victorias, dos empates y solo una derrota (1-0 en el Camp Nou) le han metido de lleno en la lucha por Europa. Los vascos ya están a solo dos puntos de la segunda competición continental, que además le arrebatarían a su gran rival del este euskaldún (la Real Sociedad).

El Athletic tendrá enfrente a un Madrid que lo ha ganado todo (6 de 6), sin prácticamente encajar goles (solo 2), pero con las importantes bajas de Varane y Hazard.

La crisis que atenaza al Barça

El resultado del Athletic-Real Madrid marcará el devenir del Villarreal-Barça, que se celebrará a la hora de la cena (22 horas, Partidazo). Los azulgrana saldrán al tapete de La Cerámica sabiendo si todavía pueden meterse de lleno en la lucha por la Liga, o bien saltarán con la soga al cuello.

El cuadro de Castellón pasa por ser el equipo en mejor forma de la Liga, tras el Madrid. Se fue al parón haciendo el ridículo (perdió 1-2 contra el Leganés) y volvió de una forma espectacular. Cinco victorias y un empate le han metido de lleno en la lucha por la Champions. Está a solo 3 puntos del Sevilla (cuarto).

El Barça, por su parte, llega al envite en medio de un ambiente enrarecido. Los empates frente al Sevilla, Celta y Atlético de Madrid pueden costarle la Liga y además Setién afronta una crisis de liderazgo, con fuego cruzado entre bandos del vestuario. El enfado de Griezmann por su suplencia y su posterior salida al campo a falta de 2 minutos y el descontento de Messi y Luis Suárez con las formas de actuar de Eder Sarabia, según medios catalanes, no favorecen la remontada.

Alineaciones probables

Athletic: Unai Simón; Capa, Yeray, Iñigo Martínez, Yuri; Dani García, Unai López; Williams, Muniain, Córdoba; y Raúl García.

Real Madrid: Courtois; Carvajal, Militao, Ramos, Marcelo; Casemiro, Valverde, Kroos; Modric o Rodrygo, Vinicius y Benzema.

Árbitro: José Luis González González (Comité Castellano-Leonés).

Villarreal: Asenjo; Mario Gaspar, Pau Torres, Albiol, Moreno; Trigueros, Cazorla, Anguissa; Gerard Moreno, Alcácer y Chukwueze.

Barcelona: Ter Stegen; Semedo, Piqué, Lenglet, Jordi Alba; Busquets, Riqui Puig, Rakitic; Messi, Suárez y Griezmann.

Árbitro: Del Cerro Grande (Comité Madrileño).

Zidane: «No hay euforia, no hemos ganado nada todavía»

No cambia el discurso de Zidane en función de los resultados. «¿El Athletic? Se trata de otro encuentro con mucha dificultad, San Mamés siempre ha sido complicado para todos, y sabemos la situación. Habrá que hacer un gran partido para poder ganar, pero estamos preparados. Mis jugadores han demostrado tras el confinamiento que querían ir por todo, pero no hay euforia, no hemos ganado nada. Trabajo y compromiso», responde Zidane.

Al francés se le cuestiona mucho sobre el estado físico de Hazard, marcado en su primer año por las lesiones. «Eden está teniendo molestias y no queremos arriesgar nada, él el primero. Ojalá que sea poca cosa y podamos verlo antes del final con nosotros. Serán tres o cuatro días fuera y espero que pasen rápidamente», dice.

Confía en que el estado físico y la concentración de sus jugadores se mantengan a un buen tono de aquí al cierre de curso. «Todo es importante, faltando pocos partidos y jugando cada muy poco. Necesitas concentración en todo, en la recuperación y en el entrenamiento, aunque no podemos trabajar mucho. Son detalles al final. Estamos bien», resume.

Setién: «Sé que hay ruido alrededor, pero estoy centrado»

Quique Setién restó importancia a la polémica que suscitó el dar entrada en el tiempo añadido contra el Atlético a Griezmann, al que ha relegado a la suplencia en los últimos encuentros. «He hablado con Griezmann. Es un gran futbolista para el club y para el equipo. Cuando jugaba Griezmann me preguntabais por Ansu. No soy caprichoso y tengo muy claras las jerarquías, pero todos no pueden jugar. Es una decisión que asumo y me responsabilizo», manifiesta.

En cualquier caso, el preparador cántabro defendió la elección de Luis Suárez por delante del francés, pese al mal momento por el que atraviesa el goleador uruguayo: «Suárez es un jugador que siempre ha de estar en el campo. Ha dado muchos goles a este club».

A cuatro puntos del liderato, al Barcelona no le acompañan ni el juego ni los resultados, y Setién es consciente de que eso le pone en el disparadero. «Sé que hay ruido alrededor, pero yo tengo que estar centrado en lo mío: no es la primera vez ni será la última que cuando los resultados no acompañan, se pone en duda al entrenador», afirma.

Conoce toda nuestra oferta de newsletters

Hemos creado para ti una selección de contenidos para que los recibas cómodamente en tu correo electrónico. Descubre nuestro nuevo servicio.

Votación
0 votos
Comentarios

El día que se puede decidir la Liga