El presidente del Racing sobre la reestructuración de Segunda B: «Una decisión electoralista para no enfadar a nadie»

redacción LA VOZ

DEPORTES

José Pardo

Pepe Criado considera la decisión de la Federación Española como «un batiburrillo» del que los clubes nada saben

15 abr 2020 . Actualizado a las 18:24 h.

«Si se suspende es para todo, tanto para subir como para bajar». Así de claro fue Pepe Criado, presidente del Racing de Ferrol, en su valoración sobre el plan anunciado por la Real Federación Española de Fútbol de finalizar las competiciones en Segunda B y Tercera sin descensos y con un play-off exprés. «Por las circunstancias actuales y la proximidad de las elecciones a la Federación es una decisión tomada para no enfadar a nadie. No desciende ningún equipo y los que están en posiciones de ascenso se la juegan a un partido. Cuantos menos problemas para Luis Rubiales de cara a las elecciones, mejor», afirmó explícito Criado. «Si no se puede jugar por salud, se debería suspender el campeonato y reanudarse la temporada con los mismos equipos», declaró categórico el presidente del Racing.

La decisión también afectará a la composición de los grupos de cara a la próxima temporada. Más grupos con un número próximo a los 16 equipos es la fórmula que se baraja. Criado también fue muy claro sobre este aspecto y se mostró visiblemente enfadado. «Esta es la solución que la Federación propone a las delegaciones territoriales, pero nadie ha preguntado nada a los clubes. En el escrito de la RFEF pide una reunión de la federación gallega, con nosotros, y a mí nadie me ha llamado. Pero está claro que deben saber cuál es nuestra postura. Siempre hemos tenido diálogo con la federación, pero ahora no lo están haciendo bien. Cuando surge todo esto debe saber la opinión de cada club ante una decisión así», aseguró Pepe Criado.

Además, apuntó que la medida que pretenden adoptar «es un batiburrillo de la que todavía no se nos ha comunicado nada oficialmente. Tengo que saber la opinión del resto de la junta directiva del Racing antes de pronunciarnos de manera oficial. Es una situación que se nos va de las manos», reconoce Criado.