Con paso firme


Siempre partimos desde un paso atrás, pero no dudéis que lo haremos con paso firme hacia adelante. No nos quedaremos con medias tintas, ya vale de aprovecharse de sacrificios personales y profesionales de las jugadoras, de los staffs y de las directivas en general. Va todo de la mano. Lo que no ayuda a las deportistas, dificulta la labor de cuerpos técnicos, hunde la gestión de club, decepciona y frustra a las futuras competidoras.

Los «otros deportes» vemos con esperanza que se pueda empezar con un convenio justo de las trabajadoras en el deporte rey, ya que los minoritarios iríamos detrás de ellas. Entendemos que la lucha por el profesionalismo deportivo empieza en el fútbol, y sabemos que será una referencia para el futuro del deporte femenino, y de las nuevas generaciones de deportistas que, esperamos, vivirán un trato más justo.

Es espectacular que jugadoras y aficionados sigamos respondiendo y los de arriba no: ni convenio, ni televisión, ni nada; solo excusas. Espectacular es que nieguen bajas, permisos de lactancia o maternidad, días de vacaciones, etcétera: derechos fundamentales del trabajador. Espero que caigan de la burra y tengan algo de integridad los que no quieren reconocer unas reivindicaciones por derechos fundamentales o un salario mínimo anual a las jugadoras de Primera mientras que, estas sí, se comportan como de élite: ofreciendo sus vidas, su salud, sus carreras o profesiones por su deporte.

¿Qué pedimos, ayuda o justicia? Justicia. Vuelvo a afirmar que no estamos pidiendo nada que no merezcamos, así que respeten que las mujeres pueden jugar y muy bien, y dando espectáculo también. Quien no quiera mirar (haters) hagan el favor de abstenerse y dejen la evolución natural del deporte femenino. Respeten que podamos vivir también de nuestra pasión porque nosotras respondemos con toda nuestra garra y profesionalismo también, ¡incluso con mucha más garra! Por todo ello lucharemos porque ese profesionalismo sea real, no solo voluntario como hasta ahora. Como siempre, nos toca placar desde un paso atrás, pero siempre con paso firme.

Todo el plantel del Barça femenino cobra menos que Nelson Semedo

Iván Antelo

Las pobres condiciones laborales sitúan la Primera Iberdrola al borde de la huelga

Solo piden poder vivir del fútbol. Y para conseguirlo están dispuestas a ir a huelga. Las futbolistas españolas están hartas de años de precariedad y de ninguneo por parte de los diferentes estamentos del fútbol español. Los sindicatos (AFE, UGT y Futbolistas ON) salieron tremendamente enfadados en la noche del martes, tras fracasar su decimoquinta reunión en un año con la Asociación de Clubes de Fútbol Femenino (ACFF). Ahora, consultarán los pasos a seguir con sus asociadas, pero la huelga está cada vez más cerca. «Las jugadoras están hartas», explica a La Voz Tamara Ramos, gerente de Futbolistas ON.

Seguir leyendo

Conoce toda nuestra oferta de newsletters

Hemos creado para ti una selección de contenidos para que los recibas cómodamente en tu correo electrónico. Descubre nuestro nuevo servicio.

Votación
1 votos
Comentarios

Con paso firme